Con la llegada del Samsung Galaxy Note 8, al parecer el resto de firmas han querido apresurarse a la hora de presentar sus terminales de última generación.

Es el caso de Alcatel, ya que han presentado su Alcatel A7 antes de su debut en el IFA. Un movimiento inesperado tanto para los expertos como para los usuarios de los smartphones de Alcatel, ya que no esperaban esta presentación hasta el IFA de Berlin.

Este terminal llegará con una pantalla Full HD de 5,5 pulgadas, 3 o 4 GB de RAM, 32 GB de almacenamiento, doble cámara trasera de 16 MP y la frontal con 8 MP. Todo esto a un precio inicial de 250 euros. Tal y como nos explican los compañeros de GSMArena.