Durante más de un año, los usuarios se han quejado de que el sistema operativo de Google para el coche no mostraba la información correcta respecto a la temperatura. Pasar de grados celsius a Farenheit era verdaderamente complicado y, en ocasiones, ni siquiera eso servía para que en la pantalla del vehículo apareciese la peculiar de cada mercado.

Esto provocaba que pareciese que en el coche hubiese mucha mayor temperatura de la que verdaderamente había. Ahora, desde la firma de Mountain View afirman haber dado con la fuente del problema. Según se puede leer en GSMArena.com, ya está lista la última actualización del SO, la cual llegará a los dispositivos de todo el mundo en los próximos días.

Y tú, ¿eres de los que tenían problemas con el cambio de la unidad de medida? A partir de ahora será todo mucho más sencillo.