La autonomía de los smartphones sigue siendo su talón de Aquiles. Debido a los incrementos de funciones y rendimiento de los dispositivos, lo cierto es que sigue siendo un desafío alcanzar el día completo de batería. ¿Hasta cuándo vamos a convivir con este problema?

Apple es una de las compañías que más quejas sufre por parte de los clientes. Los modelos basados en iOS consumen la batería muy pronto, y la firma lo sabe. Por ello, según se puede leer en Phonearena, podrían haber firmado un acuerdo de colaboración con LG Chem para la producción de baterías que pudiesen aprovechar todo el espacio posible.

Es aquí donde entra en acción la curiosa forma de L. Tal y como se puede leer en el citado portal, la próxima generación de dispositivos de la compañía podría contar con una solución para garantizar una autonomía mayor que la que consiguen los modelos actuales.