Si bien están saliendo a la venta más terminales que nunca, parece que los consumidores no están por la labor de cambiar de smartphone tan rápido como antes. Según Gartner, las ventas cayeron por primera vez a finales de 2017, como podemos leer en TechCrunch.

El último trimestre de 2017 se vendieron 408 millones de smartphones, un 5,6% menos que en el mismo periodo de 2016. Las ventas de Samsung bajaron un 3,6%, mientras que las de Apple cayeron un 5%.

Desde Gartner creen que tanto Samsung como Apple aumentarán las ventas en 2018 debido al lanzamiento de sus nuevos buques insignia. Estamos hablando de las compañías que más dispositivos venden a nivel global, con mucha diferencia.