Hay personas que buscan un teléfono móvil que sea sobre todo resistente. Pues bien, para todas ellas ha sido creado el Cat S61, un teléfono que ofrece unas características poco habituales, como podemos ver en Cat Phones.

El Cat S61 cuenta con una pantalla de 5,2 pulgadas Full HD y con protección Gorillas Glass 5 (se puede usar con guantes e incluso con los dedos húmedos). En su interior encontramos un procesador Qualcomm Snapdragon 630, 4 GB de RAM y 64 GB de almacenamiento ampliables mediante microSD.

En la parte trasera tiene una cámara de 16 megapíxeles, mientras que la frontal es de 8 megapíxeles. La batería cuenta con una capacidad de 4.500 mAh y viene con carga rápida. Además, el terminal integra NFC.

Ahora bien, el dispositivo destaca por contar con una cámara térmica FLIR Lepton que funciona desde -20 ºC hasta 400 ºC, también tiene un medidor de distancias láser y un sensor de calidad del aire. Por si todo esto fuera poco, estamos hablando de un terminal muy resistente, cuenta con certificación militar MIL Spec 810G y protección IP68.

El Cat S61 saldrá a la venta en algún momento del segundo semestre de 2018 y tendrá un precio de 899 euros, según elEconomista. El fabricante ofrecerá más detalles en el Mobile World Congress.