La Comisión Europea llevaba tiempo investigando a ASUS, Philips, Pioneer y Denon & Marantz, había indicios de que estas cuatro compañías fijaron unos precios que las tiendas online no podían alterar, impidiendo que hubiera descuentos no autorizados. Esto finalmente ha sido confirmado, estas cuatro compañías no permitían a las tiendas poner en oferta sus productos y aplicar descuentos.

La forma de actuar de estas cuatro compañías infringe las normas de competencia de la UE. Como podemos leer en el comunicado de prensa de la Comisión Europea, más de la mitad de los europeos compra online, y por las medidas adoptadas por estas compañías los consumidores tuvieron que pagar más a la hora de realizar sus compras.

Pero hay más, las cuatro compañías estaban al tanto de todos los precios de sus productos en las tiendas online, llevaban a cabo un seguimiento mediante un sistema automatizado que les avisaba si alguna tienda ofrecía algún descuento que no había sido autorizado. Finalmente, la Comisión Europea ha puesto multas por un total de 111 millones a ASUS, Denon & Marantz, Philips y Pioneer.