Esta misma semana Mark Zuckerberg tuvo que dar explicaciones en el Parlamento Europeo sobre el escándalo de Cambridge Analytica. La imagen de Facebook se ha visto dañada y hacer que todo vuelva a la normalidad no será nada fácil.

Con la intención de recuperar la confianza perdida, Mark Zuckerberg ha anunciado que Facebook extenderá la nueva ley de protección de datos europea a los usuarios de todo el mundo, como podemos leer en El País.

El RGPD se centra en unos pocos principios: control y transparencia sobre el uso de la información, así como rendición de cuentas cuando las empresas hacen un mal uso de ella. Y esos son valores que siempre hemos compartido.

Desde la red social con más usuarios han señalado que el proceso de actualización de las condiciones de privacidad llevará unas semanas.