Nada es para siempre y, englobando en este dicho peculiar a las plataformas, podemos decir que YouTube nunca será la que reinará en el sector. Del mismo modo que algún día Facebook dejará de ser la red social más utilizada. ¿Cuánto tiempo queda para que todo ello llegue? Mucho tiempo, pero llegará el día.

Ante esta situación, la compañía propiedad de Mark Zuckerberg ya está creyéndose poder adelantar a la filial de Alphabet en el futuro. Y te preguntarás, ¿por qué podría ser posible? Lo cierto es que, tal y como apuntan en Mashable, la red social contiene una base de datos de los usuarios mucho más grande que la que dispone la plataforma de vídeos.

Facebook Watch, su servicio de reproducción de vídeos propio, podría segmentar mejor las campañas de publicidad o las recomendaciones al usuario, incrementando así las posibilidades de mejorar el tráfico de visualizaciones.

La compañía, yendo un poco más allá con la política empleada en Messenger, creará su propia app independiente de la red social, lo que acentúa aún más su desconexión con el negocio tradicional de la firma.

¿Cómo competirá la compañía en los próximos años? Todavía quedan muchos resquicios que deben ser analizados cuando salga a la luz este servicio, pero todo indica que experimentará una gran cantidad de usuarios activos en los primeros meses de uso.