Mañana estará disponible la consola más potente del mercado, Xbox One X, aquellos que la compren disfrutarán de mejores gráficos, resolución y tasa de fps, esto último dependiendo del juego. Todo queda en manos de los desarrolladores, son ellos los encargados de lanzar la actualización correspondiente para aprovechar el hardware de la nueva máquina.

Uno de los títulos exclusivos y estrella de Xbox One es Halo 5: Guardians, desarrollado por 343 Industries. En la comparativa entre Xbox One y Xbox One X se puede ver que el juego no solo funciona a más resolución, también ha cambiado el color, funciona a una tasa de fps más estable y la distancia de dibujado es mayor.