Hasta ahora los smartphones de Lenovo llevaban la interfaz de usuario Vibe Pure, algo que no gustaba a todos los usuarios. Pues bien, Lenovo ha anunciado que ha comenzado la transición a Android stock (puro). Según la compañía, los consumidores buscan una mejor experiencia y un sistema operativo libre de bloatware.

Esto significa que en los próximos meses los terminales que vaya lanzando Lenovo ya no llevarán Vibe Pure. Al llevar Android stock las actualizaciones podrán salir antes ya que Lenovo no tendrá que modificar prácticamente nada. Esto es algo que agradecerán muchos consumidores. El primer terminal del fabricante con Android stock podría ser el Lenovo K8 Note.