Según ha confirmado hace unas horas el Solar Dynamic Observatory (SDO) de la NASA así como la agencia meteorológica de EEUU, mañana llegarían a nuestro planeta una serie de tormentas geomagnéticas de intensidad fuerte.

Tal y como informa Europa Press dichas tormentas estarían causadas por la expulsión ayer de masa coronal en dirección a la Tierra por parte de una gran mancha solar.

A priori no existe ningún peligro serio para la población ni motivos para alarmarse, únicamente, en el peor de los casos, podrían causar ciertas interferencias en la red eléctrica o pequeñas alteraciones en la órbita de satélites