La presiones a las que se está sometiendo el Bitcoin está produciendo que el precio del valor no deje de caer. Países como China, Corea del Sur o Japón han puesto el foco sobre la regulación de las criptomonedas y la incertidumbre es lo que ha generado las ventas multitudinarias.

No obstante, se espera que las próximas semanas sean cruciales para la determinación del futuro de estos nuevos valores estrella. Según se puede leer en Reuters, durante la reunión del G20 que se mantendrá en marzo, podrían conocerse los detalles sobre el futuro del Bitcoin y otras criptomonedas como Ethereum o Ripple.

Así pues, la inestabilidad parece que será un factor clave que tendrá que sumarse a la hora de valorar la inversión en este tipo de activos. ¿Será la regulación lo que acabe con la escalada vertical de su precio? Habrá que estar atentos en las próximas semanas para ver hacia donde vira el mercado.