Desde hace algún tiempo hay un título que está en boca de todos, PlayerUnknown’s Battlegrounds (PUBG), el juego está triunfando en Steam, recientemente ha superado a Dota 2 al reunir a más de 1,5 millones jugadores simultáneos en la plataforma de Valve. Por si esto fuera poco, a principios de septiembre alcanzó los 10 millones de copias vendidas.

En los próximos meses PUBG llegará a Xbox One, la consola de Microsoft tendrá la exclusiva temporal del título. Sony también quiere que el juego salga para PS4, de ahí que la compañía japonesa esté en conversaciones con los desarrolladores de PlayerUnknown’s Battlegrounds, Bluehole.

Esto parece que no ha gustado mucho a Microsoft, por eso los de Redmond estarían hablando con Bluehole con la intención de tener la exclusiva durante más tiempo, según podemos leer en Bloomberg. Se habla de entre seis meses y un año. Si esto finalmente se confirma los jugadores de PS4 puede que tengan que esperar hasta finales de 2018, en el peor de los casos.