Samsung, en los últimos años, se ha atrevido con el mercado informático. Más allá de la presentación del futuro S9 en las próximas semanas, la firma surcoreana contará con un modelo que será competencia de Microsoft en el mercado de las tabletas.

En este apartado, el segmento de alta gama está definido por Surface. Samsung cree estar en condiciones para competir con la firma norteamericana, por lo que Nautilus, que es como así se llama el proyecto, dispondrá de diversos elementos para ser una alternativa viable y que esté a la altura de las expectativas.

Según se puede leer en Phonearena.com, esta tablet podría disponer de un procesador Intel Core de séptima generación, así como un un sensor IMX258 de Sony para la cámara de la parte frontal.

Aún quedan unos meses para la posible presentación del Nautilus, por lo que a lo largo de las próximas semanas, podrán ir conociéndose nuevas novedades en referencia a sus componentes y estadísticas.