El punto débil de todos los dispositivos móviles es la autonomía, por suerte existe la carga rápida y en menos de una hora podemos cargar perfectamente la batería de nuestro smartphone al 80%. Ahora bien, lo suyo sería tener ambas cosas, una buena autonomía y carga rápida.

Una empresa de Massachusetts, SolidEnergy, dice ser la primera en comercializar baterías de litio-metal. Pero, ¿qué ofrecen respecto a las de ion-litio? Según la compañía, duran el doble que las baterías que podemos encontrar actualmente en nuestros dispositivos.

Un ejemplo, una batería de litio-metal de 2.000 mAh ocupa la mitad menos que una de ion-litio que tenga la misma capacidad. Así que en caso de tener el mismo tamaño la capacidad sería de 4.000 mAh. En definitiva, más capacidad en menos espacio.

Por ahora las baterías de SolidEnergy han sido probadas en drones, como podemos leer en WeTalkUAV. En el futuro quieren que lleguen a los smartphones, smartwatches y otros dispositivos.