El 15 de junio de 2017 desapareció el roaming en toda la Unión Europea, pero todavía queda mucho trabajo por hacer. Hoy, la Comisión Europea ha comunicado en una nota de presa un cambio que afecta a las llamadas.

La Comisión Europea ha puesto límite al coste de las llamadas dentro de la UE. El importe máximo a cobrar no podrá superar los 19 céntimos el minuto. La medida forma parte de un conjunto de nuevas normas que afectarán a las telecomunicaciones dentro de la Unión Europea.

Según la Comisaria de Economía y Sociedad Digital, Mariya Gabriel: "Las nuevas normas son un elemento esencial para el futuro digital de Europa. Tras varios meses de duras negociaciones, hemos acordado una serie de normas que proporcionarán mejores servicios y más protección para los consumidores, así como una mayor inversión en las redes de alta velocidad".