Tal y como podemos leer en WABetaInfo, la aplicación reina de la mensajería está preparando una importante mejora que permitiría ahorrar espacio en el envío y la recepción de imágenes. Por lo que sabemos, WhatsApp estaría desarrollando una característica especial que permitiría a la aplicación escanear las imágenes antes de enviarlas, así, el sistema detectaría el tipo de imagen y definiría por ello un tipo u otro de compresión. La mejora tendría especial relevancia en el envío de imágenes con texto, detectando tanto el texto como la calidad, definiendo así los parámetros de compresión.

Además, WhatsApp está desarrollando otra nueva función que daría al usuario mayores opciones de compresión a la hora de enviar imágenes a sus contactos. De momento, la aplicación está probando de forma interna estas funciones, por lo que tardarían unas semanas en llegar al usuario final.

Esta mejora estaría disponible tanto para usuarios de Android como de iOS y Windows Phone.