El creciente éxito de los patinetes eléctricos en las grandes ciudades está siendo opacado por el peligro que estos vehículos conllevan. Para poder usarlos sin riesgo alguno es recomendable saber cómo circular siguiendo una serie de recomendaciones, aunque no todos los conductores las tienen en cuenta.

El futuro pertenece a los patinetes eléctricos, pero solo si las autoridades saben implementar su presencia en las ciudades sin que afecte a los elementos de la misma. Por el momento no está muy conseguido y el uso de estos vehículos ya ha provocado la primera víctima mortal en España.

El conductor del patinete iba usando el móvil

La primera muerte por atropello con patinete eléctrico tuvo lugar el pasado agosto en Esplugues de Llobregat (Barcelona), aunque no se ha conocido hasta ahora. La víctima fue una mujer de 92 años que paseaba con la ayuda de un andador por una calle peatonal, según precisa El País.

Las informaciones conocidas del caso reportan que el conductor del patinete, en el que también iba otro pasajero, era menor de edad y no iba a una velocidad elevada cuando impactó con la mujer. Además, al ser agosto, había poco tráfico en una calle bastante amplia.

Las soluciones a las respuestas que surgen ante esta muerte aparece cuando conocemos que el conductor del patinete estaba utilizando el teléfono móvil cuando atropelló a la víctima, volviendo a demostrar el peligro que conlleva utilizar este aparato cuando se va conduciendo, aunque se trate de un patinete.

Los patinetes eléctricos son ya un peligro para los peatones en las grandes ciudades. SCPR

"El patinete eléctrico es un ejemplo de movilidad sostenible pero si no se cumplen unas normas puede acabar fatalmente, como este caso", ha declarado Pilar Díaz, Esplugues de Llobregat (Barcelona), que ha adelantado algunos +*detalles sobre la normativa que está a punto de ser aprobada por el Área Metropolitana de Barcelona (AMB)**.

Tal y como ha explicado Díaz, ese reglamento impedirá que menores de 16 años puedan conducir patinetes eléctricos por el AMB. Atendiendo al grave riesgo evidenciado por este caso, los conductores no podrán circular con auriculares ni utilizando teléfonos móviles, además de ir preferentemente por las vías ciclistas.

Así quiere Tráfico regular el uso de los patinetes

La necesidad de establecer unas normas que garanticen la seguridad de los peatones y los conductores de patinetes eléctricos solo ha quedado recalcada tras la noticia de la primera víctima mortal de estos vehículos. Por ello, la Dirección General de Tráfico desarrolla ya un reglamento para concretar unas normas claves.

En primer lugar, y según informa RTVE, la DGT no obligará a los conductores a contar con un permiso especial de circulación al tratarse de vehículos de movilidad personal con propulsión eléctrica. Sin embargo, sí tendrán que responder ante controles de alcoholemia o drogas.

Otro de los puntos del reglamento que se está cociendo pretende impedir que los patinetes eléctricos puedan ir por las aceras con el objetivo de proteger a los peatones, definido por la DGT como "una cuestión de convivencia".

La DGT española impondrá que los patinetes eléctricos no puedan circular por la acera. Tucson

Además, la velocidad máxima para ellos será de 25 kilómetros por hora, ya que "en una ciudad, la diferencia entre los 50 y los 25 por hora es la diferencia entre la muerte y la vida", según palabras del subdirector general de movilidad de la Dirección General de Tráfico (DGT), Jorge Ordás, para El País.

LA DGT espera que este real decreto entre en vigor en verano de 2019

Esta medida de la Dirección General de Tráfico llega tras la detección de proveedores que venden patinetes con varios motores para aumentar la velocidad máxima de los mismos hasta los 80 kilómetros por hora. "Son ciclomotores encubiertos, pero el fabricante los vende como vehículos de movilidad personal y se libra de cierto papeleo", detalla Ordás.

La muerte en Esplugues de Llobregat pone en evidencia que las autoridades deben tomar medidas al respecto de forma urgente. Sin embargo, la DGT aún está trabajando en perfeccionar los detalles del real decreto y es posible que este no entre en vigor hasta verano de 2019.

La llegada de esta normativa será para todo el estado, aunque los ayuntamientos de cada localidad tendrán la potestad de añadir otras medidas que consideren necesarias. Ante la incipiente presencia de los patinetes eléctricos en las ciudades, el reglamento venidero puede suponer la seguridad de millones de personas.