El producto eléctrico, con baterías, sin tubo de escape y, sobre todo, sin emisiones de partículas contaminantes o ruido, está calando en la sociedad más urbanita. Esto es así, principalmente, debido a los altos índices de polución que hay presentes en las áreas más concurridas. En este sentido, los motores de combustión interna son uno de los principales culpables de que esto ocurra.

Poco a poco, se está comenzando a ver una mayor apuesta por el usuario por el uso de tecnologías alternativas. Los modelos híbridos están teniendo un especial impacto en las matriculaciones, pero lo cierto es que sigue siendo insuficiente esta apuesta. Por ello, parece que las fórmulas alternativas para desplazarse serán las que lleven la dinámica en este sentido.

Los ciclomotores eléctricos están creciendo de forma exponencial en las ciudades

Uno de los actores más destacados en esta transición ecológica nos lo muestran los ciclomotores eléctricos. Las empresas que ofrecen servicios de transporte con este medio de transporte está apostando por el uso de esta tecnología. Esto puede inducir al cliente a adquirir, en el futuro, un producto de similares características por todas las ventajas que entraña. Ahora bien, ¿es suficiente?

Este tipo de ciclomotores debe mejorar su faceta si se pretende que el público apueste por las mecánicas eléctricas. Al fin y al cabo, no es lo mismo desplazarse un par de kilómetros con estas unidades que realizar una veintena con un vehículo particular. Por ello, una de las marcas líderes, Bird, ha lanzado una nueva versión. He aquí la Scoot Moped, una idea renovada a tener en cuenta.

¿Cuáles son las principales novedades de esta innovación? Como podrás imaginar, debido a su diseño y sencillez en términos de mecánica, su precio es más competitivo que el que se ofrece por término medio en el mercado. Aun así, toca comprobar cuáles son sus principales cualidades para seguir posicionándose como una de las mejores formas de moverse entre el tráfico de la ciudad.

Llegar a más gente para dar a conocer la propuesta eléctrica

¿Has probado alguna vez un coche o ciclomotores eléctricos? Si todavía no has experimentado las sensaciones que produce, es posiblemente que no te sientas atraído por lo que son capaces de ofrecer. El objetivo de estos scooters de baja cilindrada es hacer posible que todo el público pueda disfrutar de lo que son capaces de ofrecer los motores de esta tecnología.

Bird, con apuestas como esta Scoot Moped, se está haciendo con el transporte sostenible en la ciudad. Electrek

Bird es una de las compañías con más trayectoria en este sentido. Si bien su principal mercado siempre ha estado ligado con los patinetes eléctricos, desde hace un tiempo lleva gestionando la introducción de un ciclomotor. Esta nueva versión tiene como principal diferenciación la disposición de un precio muy competitivo. De hecho, es su cualidad más destacada.

Este ciclomotor está limitado a 32 km/h para evitar debilitar las baterías

En términos de dinanismo, por ejemplo, no ofrece un gran desempeño. Basta echar un vistazo a su cifra de velocidad máxima para entender que estamos ante un producto diseñado para moverse con eficiencia. Al fin y al cabo, alcanza los 32 km/h, una cifra limitada electrónicamente para evitar un desgaste apresurado de las baterías. Aun así, ¿por qué seguirá siendo un éxito?

El ahorro que supone moverse sin emisiones contaminantes a través de esta innovación es muy destacado. Ello, unido a su ridículo mantenimiento, hace que estamos ante una solución que merece la pena tener en cuenta si buscas practicidad y reducción de costes en tus desplazamientos urbanos diarios. Gracias a este ciclomotor, además, podrás aparcar en cualquier espacio más fácilmente.

En mayor cantidad para preservar la calidad del aire en la ciudad

Este tipo de producto, es cierto, está principalmente pensado para ser gestionado por empresas dedicadas al transporte. Por ello, se suele adquirir en lotes para después ser ofrecidas a lo largo y ancho de las grandes ciudades. Gracias al modo sencillo de carga que ofrecen, es posible obtener un rendimiento neto conforme se hace uso del alquiler por parte de los usuarios.

Bird sigue apostando por un diseño clásico y convencional como parte de su éxito. Electrek

A tenor por el precio que ofrecen algunas de las unidades competidoras de esta marca, se estima que su coste en el mercado es inferior a los 2.000 dólares. Esta es la mejor forma para entender los competitiva que se volverá esta forma de desplazarse por la ciudad a lo largo de los próximos meses y años. ¿Y si la compra de coches motocicletas privados en un futuro dejase de tener sentido?

Es pronto para plantearse esta cuestión. Más aún cuando en la mayoría de los países, la innovación eléctrica sigue teniendo un porcentaje de comercialización muy inferior respecto a las soluciones basadas en combustión interna. Aun así, consuela pensar que los números de los productos con baterías siguen creciendo en términos exponenciales.