El coche eléctrico está abriéndose hueco en la industria del automóvil. Las inversiones realizadas en motores y baterías sin emisiones contaminantes está surtiendo efecto, sobre todo, desde el último lustro. La llegada de opciones como el Model 3 ha conseguido, además, abaratar esta tecnología. ¿Es el momento de que los fabricantes convencionales apuesten todo a una carta?

La gran mayoría de compañías está desarrollando estrategias paralelas para la potencial venta de automóviles sin tubo de escape. Además, este proceso está teniendo lugar en diversos mercados y segmentos. A medida que aparecen soluciones en un determinado nicho de mercado, el pastel se hace más pequeño al albergar a una mayor cantidad de competidores. Es algo natural que siempre ha pasado.

El concepto iNext ha servido de inspiración para la creación del iX

BMW, una de las empresas que más ha apostado por electrificación, se ha fijado un nuevo objetivo, lanzar un SUV eléctrico enmarcado en el segmento del lujo. Como consecuencia de ello, se ha partido de uno de los prototipos que más impacto causó dentro de la industria. Sobre la base del iNext, se ha realizado un trabajado esfuerzo para posicionar el producto en una nueva gama.

Cabe destacar que esta variante nació para ser un referente en un nicho mucho más accesible. En este sentido, su principal rival podría ser, sin duda alguna, el Model Y de Tesla. Ahora, no obstante, se sabe que sus cotas se han incrementado de forma notable. Tanto es así que el competidor natural frente al fabricante de Palto Alto será el Model X. No está mal, ¿verdad?

Veamos, por tanto, cuáles son las claves del próximo modelo puramente eléctrico de BMW. El iX, que es como así se define, tendrá toda una serie de atributos para crear una ventaja competitiva frente a otras opciones en el campo de los SUV de lujo. Su clave principal será rediseñar una nueva estrategia para depender, cada vez menos, de las variantes basadas en combustibles convencionales.

Armas tradicionales para competir en este nuevo mercado alternativo

¿Están los fabricantes convencionales preparados para competir en tecnología eléctrica? Puede que haya compañías más precisas en todo lo relacionado con mecánica eléctrica, pero BMW y compañía cuentan con el know-how necesario para ir un poco más allá en otros aspectos. La calidad de materiales es una de las señas de identidad de esta forma de entender la automoción.

El iX será el todoterreno de lujo de BMW desde primer trimestre de 2022. Electrek

Aun así, lo cierto es que se han incorporado importantes avances en la materia. La mejor prueba de ello nos la muestra la solución mecánica desarrollada por BMW. Según se puede leer en el portal especializado Electrek, la versión xDrive50 llegará al mercado estadounidense con un total de 515 CV de potencia. De esta forma, se convertirá en una de las opciones más interesantes dentro de la gama.

El BMW iX será capaz de alcanzar los 100 km/h en tan solo 4,6 segundos

Ahora bien, ¿está preparado en términos de sensaciones o autonomía? Cabe destacar que su aceleración será una de sus principales diferenciaciones. Se espera que consiga atacar los 100 km/h en tan solo 4,6 segundos. Estas cifras son muy llamativas teniendo en cuenta cuál es el sector en el que se encuentra enmarcado. De esta forma, se situará en un punto parecido a su competencia.

En relación con el ciclo de kilometraje a realizar por unidad de carga, la compañía alemana ha determinado que se podrá realizar recorrido ininterrumpido durante 482 kilómetros teóricos. A estos efectos, se contará con sistema de carga rápida para no tener que enchufar el vehículo varias horas para disfrutar de toda la autonomía disponible.

Un registro que está de acuerdo con el precio esperado del producto

Como era de esperar, este modelo se ha convertido en una de las soluciones más esperadas por la firma. De hecho, el comienzo de las primeras entregas en Estados Unidos es toda una declaraciones de intenciones. El objetivo es comenzar a ganar cuota de mercado con el objetivo de destronar a Tesla en el medio y largo plazo. Será un proceso tendencial, pero saber que debe comenzar ya.

El BMW iX es un SUV de lujo puramente eléctrico. Electrek

En este sentido, su disponibilidad se espera para el primer trimestre de 2022. En contra está la posible llegada de una renovación del Tesla Model X, un producto que llegará con nueva tecnología de baterías. Como es lógico, autonomía no sería, por tanto, la clave para entender su diferenciación respecto al resto de opciones.

En relación a su precio, cabe destacar que, en un principio, partirá desde los 83.200 dólares. En este sentido, se situaría dentro del margen presente en este segmento. Habrá que esperar unos meses todavía para conocer más claves de un producto que será básico para entender la nueva filosofía de la marca alemana.