Close Button
Compartir

Nuevas pistas demuestran que el Tesla Semi está mucho más cerca de entrar en la cadena de montaje. He aquí algunas de las claves al respecto.

Tesla hace ya varios años que tiene entre ceja y ceja la producción del Semi. La llegada a la cadena de producción del camión eléctrico más destacado del mercado no ha parado de retrasarse con el paso del tiempo. En primer lugar, el desarrollo del Model 3 provocó que quedase a un lado en cuanto a prioridades por parte de la compañía. Posteriormente llegó la pandemia que ha provocado graves problemas a nivel económico y, por último lugar, la escasez de suministro ha vuelto a hacer mella.

Cabe destacar que Elon Musk mostró su disposición a producir este vehículo en 2019. Teniendo en cuenta la situación actual, lo más probable es que aún quede algún que otro año para ver las primeras entregas de este disruptivo medio de transporte. Pese a este aluvión de noticias acaecidas desde su presentación respecto a su llegada al mercado, nuevos rumores comienzan a cobrar, de nuevo sentido. Sí, el Semi parece estar de nuevo en el candelero. ¡Y por motivos obvios!

La compañía fundada en Palo Alto se ha convertido en una de las más observadas por el resto de la industria. La presentación del Semi supuso un antes y un después en cuanto a los planes de futuro de la firma. Tesla, desde entonces, no ha parado de trabajar en toda una serie de proyectos. ¿Creías que el Semi había quedado desplazado a un lado? Lo cierto es que esta propuesta sigue muy viva en los planes de la compañía. De hecho, está realizando acciones relacionadas con el proyecto.

La última de ellas está directamente relacionada con su sistema de carga diferencial. Coloquialmente denominado Megacharger, se ha convertido en una de las soluciones que más sirven para establecer hasta qué punto nos encontramos ante una propuesta jamás antes vista en el mercado. Entre las claves de su ventaja competitiva, llama la atención ver cómo el Semi permitirá cargar su conjunto de baterías en un tiempo récord. De esta forma, será posible realizar más kilómetros cada día.

Veamos, por tanto, por qué puede decirse que el Semi está mucho más cerca de la cadena de producción de lo que nos podemos pensar. Tesla, en su última reunión con inversores, admitió que finales del próximo año podría comenzar la producción de este camión eléctrico. Sin embargo, nuevas informaciones demostrarían que su llegada está mucho más próxima. Al fin y al cabo, hay empresas muy importantes que ya han materializado encargos de varias unidades.

Una reunión con clientes del camión eléctrico puede despejar las dudas

Hace tan solo unos días, según se puede leer en el portal especializado Electrek, un grupo de ejecutivos de PepsiCo estuvo en las instalaciones la Gigafactory de Nevada. Cabe recordar que la previsión es que el vehículo en cuestión sea producido en este mismo lugar. Aun así, ¿por qué se puede decir que nos encontramos ante un momento mucho más próximo de su entrada en la cadena de producción?

Tesla Semi, por qué el camión eléctrico está más cerca que nunca de entrar en producción

Tesla ha comenzado a probar el sistema de carga Megacharger sobre el Semi. Twitter @hwfeinstein

Al parecer, una de las unidades que han sido producidas con el objetivo de probar todo tipo de soluciones mecánicas, ha sido visto cargando en la estación Megacharger instalada en la propia factoría. Este movimiento, aprovechando la visita de parte de la cúpula directiva de este cliente, no hace más que enfatizar la apuesta que hay por la fabricación del modelo. Se sabe que está en su fase última de desarrollo, por lo que la falta de suministros es lo que ha desencadenado el retraso.

El origen del problema está directamente relacionado con el conjunto de baterías. Al fin y al cabo, comparte la misma tecnología presente en los demás modelos de la marca, por lo que se está dando prioridad a los pedidos que están retrasando a consecuencia de la escasez de microchips y demás componentes de los vehículos. Y bien, ¿cuáles son los próximos movimientos que se esperan al respecto? Unas declaraciones de Ramón Laguarta, director ejecutivo de PepsiCo, podría tener la llave.

Una producción esperada por el ahorro de costes que supondrá para las empresas

Las compañías que han ido formalizando pedidos del Tesla Semi lo han realizado tras el estudio de viabilidad de ingresos y costes. Principalmente en esta segunda variable es donde hay una clara diferenciación frente al resto de la flota de vehículos. La inclusión de una red de estaciones Megacharger será la guinda del pastel para determinar por qué la transformación ecológica se acentuará en el segmento de los camiones eléctricos.

Tesla, por el momento, podría tener lista la cadena de producción para producir hasta un total de 5 unidades del Semi a la semana. Aun es pronto para asegurar su llegada al mercado desde un punto de vista cortoplacista, pero las evidencias mostradas no hacen más que apuntar en dicha dirección.

El anuncio de la llegada a la cadena de montaje de esta variante podría impulsar, nuevamente hacia máximos, una acción que se ha visto deteriorada en los últimos días por la venta de paquetes importantes de títulos por parte del mismísimo Elon Musk.

Temas relacionados: Motor

Compartir
HBO Max logo
Suscríbete a HBO Max con un 50% de descuento de por vida Suscribirse
Disney+ logo
¡Suscríbete a Disney+ por 8,99 dólares! Suscribirse
Queremos saber tu opinión. ¡Comenta!