La tecnología relacionada con la digitalización ha cambiado nuestras vidas. La era del smartphone hace que exista todo tipo de aplicaciones móviles. ¿Quién no se comunica con sus contactos a través de alternativas de mensajería instantánea? ¿Quién no se entera de las últimas novedades a través de herramientas de este tipo? Vivimos en una época en la que todo tiene presencia en la red.

Algunos sectores, no obstante, siguen estando ligados a los aspectos tradicionales. El mejor ejemplo de ello nos lo muestra todo lo que acontece con los servicios funerarios y similares. Ahora es cuando pensarás, ¿cómo es posible introducir la tecnología en este sentido? A priori, una aplicación móvil no tendría por qué tener ningún sentido práctico y lógico, ¿verdad?

La app debería haber estado operativa para el Día de Todos los Santos

Pues bien, el Ayuntamiento de Valdepeñas, en la provincia de Ciudad Real, está diseñando un software que podría estar disponible en las próximas semanas. Actualmente, se encuentra en fase de pruebas, pero pronto podría ser operativa para los 2 sistemas operativos más destacados, Android e iOS. Y bien, ¿qué puede aportar una app en este ámbito?

La noticia saltaba a la palestra poco antes de dar paso al día en el que más tráfico hay alrededor de los cementerios de toda España, el 1 de noviembre. La festividad de Todos los Santos podría haber sido la fecha clave para que estuviera operativa esta tecnología, pero lo cierto es que no se han podido disponer de todos los elementos relacionados con la programación.

Veamos, por tanto, qué sentido tiene una app de estas características, cuáles son los objetivos que tiene de cara al público y, por supuesto, qué se espera en las próximas fechas respecto a su anuncio. Según se puede leer en la Cadena Ser, se espera que su lanzamiento pueda estar disponible en las próximas fechas, tal y como se ha pronunciado el edil de la localidad.

Hasta los cementerios deben adaptarse a las nuevas tecnologías

Esta aplicación móvil tiene un objetivo principal; conseguir que el público que asiste a un cementerio para velar a sus difuntos consiga llegar si desconoce el camino. Como es lógico, esto solamente tendrá sentido en aquellos casos en los que no se haya podido asistir en el día del entierro y, por supuesto, en el caso de que se asista a espacios en los que haya muchas lápidas.

La app permitirá saber dónde se encuentra la lápida de personas fallecidas. Cecosam

El funcionamiento de esta innovación es muy sencillo, ya que bastará con introducir el nombre y apellidos del fallecido para poder acceder a la ruta determinada en base a la situación. De esta forma, se podrá acudir directamente al lugar designado de forma más rápida y sin perderse. Así, será mucho más rápido en días en los que haya mucho tráfico en las instalaciones, tal y como ocurre el Día de Todos los Santos.

Es fundamental conocer nombre y apellidos del difunto para utilizar la app

El ámbito de aplicación de este sistema radicaría, también, en el caso de visitar una tumba de una persona que conocíamos y que desconocemos el lugar en el que se encuentra. Del mismo modo, bastará con conocer la identidad completa del difunto para acceder a la guía de ubicación. Ahora bien, ¿qué ocurre si la persona que estamos buscando falleció hace ya unos cuantos años?

En este caso, debe saberse que el Ayuntamiento ha tenido este detalle muy presente. Por ello, se han registrado todos aquellos enterramientos que tuvieron lugar desde el año 1906 en dicha localidad. En la actualidad, según se puede leer en el portal citado anteriormente, hay contabilizadas un total de 47.000 personas.

Una aplicación que genera discrepancia y no apta en todos los casos

El diseño de esta aplicación móvil tiene una serie de limitaciones prácticas. La primera de ellas está directamente relacionada con la propia capacidad de los cementerios. Su utilización quedará acotada, principalmente, a aquellas instalaciones establecidas en las localidades con un volumen de población determinado. Al fin y al cabo, será en estas en las que pueda haber confusión.

La app relacionada con el cementerio de Valdepeñas estará disponible en los próximos meses. ValdeREC

Por otro lado, ¿qué ocurre en términos legales? ¿Vulnera en algún aspecto la Ley de Protección de Datos este tipo de tecnología? Al fin y al cabo, ¿qué consentimiento hay tras la publicación de nombre y apellidos de personas que, lógicamente, no han dado su permiso para la aparición de su identidad en dicho programa?

Estamos ante un sistema que tiene todavía una serie de limitaciones que habrá que pulir a lo largo de los próximos meses. No obstante, no deja de ser curioso cómo la digitalización del aspecto social es capaz de llegar, directamente, a un ámbito de estas características. Y a ti, ¿se te habría ocurrido que esto podría llegar a pasar en alguna ocasión?