Existen dos diferencias fundamentales entre el salón de la casa de una persona ordenada y el salón de una casa de alguien que tiene como enemigo el orden. Por un lado, los cables revueltos serían señal de cierta desidia y, por otro, los mandos de los distintos dispositivos que se pierden misteriosamente en un espacio de 20 m2. ¿Quieres saber cómo poner solución a este segundo problema?

Un dispositivo organizador

Caavo solamente podría definirse como un dispositivo que, gracias a su sistema de reconocimiento de voz, permite al usuario despreocuparse de los mandos en el salón de su casa. Como puedes ver en el vídeo que te muestro en la parte inferior, Caavo se conecta a cada aparato del que dispongas cerca de tu televisor.

Elegir un programa simplemente hablando es una realidad

Da igual que enchufes un reproductor de Blu-ray, una videoconsola, un Apple TV, un Chromecast o un dispositivo con Android TV. Este artilugio se conecta a la televisión y permite la magia enlazando el resto de máquinas de una forma sorprendente, por lo que se puede apreciar en los vídeos disponibles en internet. ¿Cómo funciona?

Como ya habrás podido ver, Caavo es un aparato que en su parte superior cuenta con ocho conexiones HDMI, para poder enchufar multitud de dispositivos. Una vez tengas todo en su sitio, simplemente enlaza la televisión con este novedoso aparato y ya podrás entrar en el siglo XXI por la puerta grande. Gracias al reconocimiento de voz, podrás hacer búsquedas inteligentes simplemente diciendo la palabra watch, que en inglés significa ver, seguido del programa, serie o canal que tú elijas.

A partir de ese momento en que pides a Caavo que busque un capítulo concreto de tu serie preferida, éste dedicará su sistema de inteligencia artificial a localizar el contenido en el dispositivo correcto. Una vez encontrado, no tendrás que hacer nada más que disfrutar del contenido elegido, ya que la selección de fuente y el cambio de la misma también lo hace Caavo. Sencillo, ¿verdad?

Gran eco en los medios de comunicación

Los desarrolladores de la idea, algunos provenientes de Microsoft como es el caso del CEO de la compañía, Andrew Einaudi, comentaron, en una presentación celebrada de la mano de The Verge, que su sistema de inteligencia artificial simula a un usuario humano utilizando los mandos a distancia de los que dispones en tu salón. A este sistema, la empresa lo ha denominado Visual Analytics, es decir, Análisis Visual.

Según la información que hemos podido conocer a través de la página web Tech Crunch, Caavo consiguió recaudar la sorprendente cifra de 15 millones de dólares para llevar a los hogares de la gente un sistema que ordene toda la maraña de programas y servicios de los que disponemos hoy en día. En esta ocasión la financiación no tuvo como protagonistas a las páginas de crowdfunding, sino que hubo inversores detrás de esta idea que quisieron apoyarla.

El gran número de aplicaciones y dispositivos dificulta la unificación de servicios

Uno de los más importantes fue David Sze de Greylock Ventures, una empresa dedicada a la búsqueda de compañías necesitadas de financiación. ¿Su radio de acción? La compañía se centra en las empresas nacidas en Silicon Valley, con lo que si ellos apuestan por Caavo, seguramente el producto tenga un hueco en el mercado. La razón principal, como nos cuentan en el mismo medio de comunicación, de apostar por esta nueva compañía es la existencia de un gran problema en la actualidad. En palabras del señor Sze:

Creo que es cuestión del tiempo y la fragmentación en el volumen de apps y fuentes de contenido que tenemos hoy en día. Hace dos años no tenías ni a Amazon ni a Netflix realizando contenido propio.

Precio y disponibilidad

Actualmente solamente puedes apuntarte en la página web de Caavo para conocer el momento en que estará de nuevo a la venta. Aquellos que tuvieron la suerte de poder realizar la primera hornada de pedidos ya tienen fecha para disfrutar de su nuevo dispositivo inteligente. Según ha publicado The Verge, el aparato empezará a enviarse el 14 de febrero de 2018.

Esta es la solución para tu salón. Caavo

Esas primeras unidades tuvieron un coste de 399 dólares, 335 euros o 7.560 pesos mexicanos, y se han fabricado un total de 5.000 unidades. De momento, el total recaudado por la compañía asciende, en estos momentos, a 32,5 millones de dólares, con los que se pretende llegar a mucha más gente, a un precio mucho más competitivo. Veremos si acabamos viendo el producto por nuestro país o, como siempre, tenemos que conformarnos con los análisis de medios de comunicación norteamericanos.