¿Qué tres cosas le podemos pedir a una cámara compacta? Calidad, tamaño reducido y comodidad de uso, con esas tres cosas la verdad es que podemos reducir todas las exigencias que le podemos, y debemos, hacer a una cámara de fotos compacta –por cierto, esto no sé si da para artículo–. A grandes rasgos, podemos pedir eso, si nos paramos en detalles, seguro que hay más cosas que podamos destacar en una cámara compacta, pero la realidad es que esos tres puntos marcan las diferencias para muchos usuarios.

¿Cuáles nos podemos permitir saltar por encima? Pues aquí es donde entran las necesidades y gusto personales de cada uno, y ahí es donde aparecen cada vez nichos de mercado más diferentes, y en uno de ellos, en uno de los más específicos de todos nos encontramos con la nueva creación de Canon, la Canon G1X Mark III. Una cámara que tiene dos puntos de esos que yo "pido" en una compacta, calidad –o eso parece indicar su sensor– y comodidad de uso, con su empuñadura, botones y diales.

Sensor de tamaño APS-C como las cámaras DSLR

De la nueva Canon G1X Mark III podríamos decir que es una mezcla entre dos modelos de la marca, con la premisa de la Canon G1X de ofrecer un sensor más grande tenemos el cuerpo cómodo y algo más grande de la Canon G5X, una combinación que hará las delicias de los más exigentes, en especial porque el fabricante japonés se ha decidido por montar un sensor de un gran tamaño para una compacta, llevándolo hasta el formato APS-C de la mayoría de las cámaras réflex, con 24 megapíxeles.

Canon G1X Mark III Canon

Se trata de una cámara de gran calidad con un sensor y procesador de imagen que nos recuerda a la Canon 80D, pero en un tamaño de cuerpo más pequeño, el asunto es, ¿cuánto es de pequeño? Seguramente para muchos, sea algo más grande de lo deseado –yo entre ellos, porque no veo esta cámara como mi primer equipo, pero mucha gente la verá como tal–, con un peso que se acerca a los 400 gramos.

Perdemos el vídeo en 4K, solo nos ofrece Full HD a 60 fps

En el resto de características, la verdad es que tenemos unas sensaciones frías, por decirlo de alguna manera, y es que parece que Canon se está empeñando en perder una batalla que hasta no hace mucho tenía ganada, y poco a poco parece que se olvidan del segmento del vídeo, sí, la 5D Mark IV y la 1DX Mark II son bichos, pero el resto del catálogo sigue sin ofrecer alternativas 4K para el consumo, cuando Sony y Panasonic ya llevan varias generaciones con esto. En este caso la Canon G1X Mark III se queda con vídeo en Full HD a 60 fps.

En los demás apartados de fabricación de la cámara tenemos decisiones inteligentes por parte del fabricante japonés, por un lado contamos con un objetivo equivalente a un 24-72 mm, muy parecido al famoso 24-70 mm que usan muchos profesionales, es un 15-45 mm f/2.8-f/5.6. No será la lente más luminosa del mercado, pero bueno, al menos ofrece un f/2.8 para el angular, pensando en paisajes con poca luz o fotografía nocturna, puede ser interesante.

Estabilizador avanzado IS de 5 ejes

Respecto a la estabilización contamos con una de tipo óptica, como no podía ser de otra manera, para conseguir una estabilización híbrida de 4 pasos. Respecto al vídeo, contamos con estabilizador avanzado de 5 ejes, una opción bastante habitual en muchas cámaras de este segmento.

Una de las cosas que más nos gusta de Canon cada vez que probamos una de las cámaras de la marca es que cuenta con un sistema de enfoque que funciona realmente bien en todas las situaciones, con poca luz, en vídeo, en general en todas las situaciones complicadas, está claro que en fotografía sigue un paso por detrás del sensor específico de las cámaras réflex, pero cada vez está más cerca. En esta Canon G1X Mark III contamos con un sistema de autoenfoque de 49 puntos de tipo AF Dual Pixel, con píxeles de detección de fase. También disponemos de ayuda de enfoque mediante peaking.

Canon G1X Mark III
Canon G1X Mark III Canon

Para finalizar las características, esta Canon G1X Mark III cuenta con flas incorporado, Wi-Fi, construcción resistente al agua y al polvo y una pantalla de 3 pulgadas con un formato 3:2 con 1.040.000 píxeles de resolución.

Más de 1.200 euros, elevado para una compacta, aunque con sensor de tamaño APS-C

La Canon G1X Mark III ya se puede reservar en la página del fabricante, en este caso estará disponible a partir del día 28 de noviembre del 2017, a un precio de 1.219,99 euros, una cámara realmente interesante por tamaño de sensor y relación con el tamaño del cuerpo, pero que tiene un precio que quizás sea algo más alto del que muchos estén dispuestos a pagar.