Hazme caso. Hubo una época en la que las ciudades y ferias de este y otros países estaban inundadas con estas cabinas gigantes. ¿Su cometido? Sacarte el dinero para que unos minutos después de haber entrado en ella, cerrado su cortinilla y puesto cuatro muecas distintas, tus fotos estuviesen listas como por arte de magia.

Como todo lo que tiene que ver con lo antiguo, si lo denominas vintage y lo vendes a un alto precio, tienes un producto de moda durante años. Este es el auge de los fotomatones y te voy a enseñar algunos de los más curiosos que he encontrado.

Cuando lo antiguo resulta sorprendente

Existe algo mágico en la transformación de un producto antiguo, que casi ya no se puede encontrar de ninguna manera en las tiendas, en un artículo tan tecnológico como el original fotomatón de El Flash de Lineta. Esta página web, dedicada al alquiler de sus equipos para fiestas y bodas, resulta que combina la última tecnología con el look más retro para amenizar distintos eventos.

Lo antiguo siempre está de moda. Fotomaton para tu boda
Las máquinas de estilo antiguo triunfan en las celebraciones

Otras páginas, como la que te presento en la fotografía que ves aquí sobre estas líneas, también utilizan estas máquinas modernas con un aspecto totalmente anticuado. Sin embargo, esta manera de enfocar las fiestas a través de imágenes en blanco y negro y un toque vintage no es la única que te voy a mostrar.

El factor sorpresa

Está claro que si alguien te dice que el día de su boda va a poner un fotomatón para amenizar la fiesta, automáticamente uno se imagina una cabina, más o menos moderna, pero con un estilo similar al de la mayoría de empresas. La innovación a veces viene por el formato de dicha cabina o, en muchas ocasiones, por los servicios que se prestan junto con el alquiler de la misma. ¿Quieres descubrir las opciones más sorprendentes?

Combinar una Volkswagen con un fotomatón es una auténtica sorpresa

No me negarás que la aparición de una mítica Volkswagen T1 en el jardín de una fiesta de cumpleaños, en un aniversario o en una ocasión especial, no es la guinda del pastel. En este caso, la gente de RisBox han reconvertido esta furgoneta en una cabina para que tú y tus amigos paséis momentos inolvidables en ella, retratando vuestra amistad. Otro curioso artilugio de esta compañía, que resulta ser una de las opciones más recomendadas a lo largo y ancho de la red, es un espejo mágico. ¿Cómo? ¿Un espejo que habla? Casi, casi. Ahora te lo explico.

El llamado Magic Mirror, protagonista en algún que otro programa de citas de la televisión española, es un espejo con facultades mágicas que puede ser el adorno definitivo de un día especial. Por sorpresa, imágenes irán apareciendo en el cristal, diciéndote cuando colocarte para las fotografías y, a modo de broma, lo guapa que estás ese día. Compartir tus fotos en redes sociales, además de obtener copias impresas, es otra de las características de este tipo de servicios, que cada día tienen más demanda.

Los boomerang también llegan a este tipo de servicios

Una compañía de Logroño, Photomatones, ofrece, además del característico atrezzo, otras opciones para dar más empaque al conjunto. Por ejemplo, algo que ha llamado mucho mi atención, es que además de fotografías, el personal ofrece la posibilidad de grabar vídeos cortos y, una vez finalizado el evento, los descarga a una memoria externa para tener un recuerdo más vivo. ¿Te parece poco un vídeo? No te preocupes, también han añadido un servicio muy atractivo entre los que más utilizan Instagram hoy en día. Podrás grabar GIF animados e, incluso, boomerang. Como sabrás, detrás de este anglicismo se encuentran pequeños vídeos que se reproducen hacia delante y hacia detrás.

Nadie creía que una vieja cabina, de las que por cierto ya no quedan muchas en las ciudades, iba a dar tanto juego en una era dominada por los teléfonos móviles y las redes sociales. Menos mal que aún quedan emprendedores con ganas de ayudar a que nuestras celebraciones sean recordadas para siempre.