Hace unos días, desde la redacción de este artículo, pudimos seguir la presentación de la nueva hornada de dispositivos Surface de Microsoft. Algunos de estos productos nos invitaban a seguir utilizando teclados físicos, en artilugios que ya están intentando dejarlos de lado, léase el novedoso Surface Neo. En este caso, parece que Apple quiere ir por otros derroteros y se encamina a convertir sus polémicos teclados, de los equipos portátiles, en superficies donde el teclado aparezca casi por arte de magia.

Una patente para eliminar el teclado físico

La noticia, que no es más que la constatación de una patente, que hemos podido encontrar a través del siguiente enlace, nos describe cómo actuaría un teclado que no tuviese forma física, sino que, siendo completamente digital, nos hiciese sentir la presión propia de las teclas reales. La magia, que es lo que parece la tecnología hasta que es probada, vendría dada por la utilización de dos tecnologías: el motor háptico y cargas electrostáticas. A pesar que esto puede sonar un tanto extraño, te lo explico de una manera bastante gráfica, para que se entienda de manera simple y sencilla.

El teclado físico del MacBook podría tener los dias contados. Unsplash
Las posibilidades de un teclado de estas características son muy interesantes

Cada tecla, en esa superficie virtual, emitiría una pequeña carga, que iría aumentando en intensidad según el dedo se acerca al final del supuesto mecanismo. Estas cargas serían utilizadas por Apple para dar la apariencia de tener un cuerpo físico, que serviría para que tuviésemos la sensación de estar en contacto con una tecla real. Si la mayoría de dispositivos de la empresa de la manzana mordida están optando por soluciones de teclados digitales, como podría ser la TouchBar de los MacBook, ¿porqué no creer que esta patente pueda llegar dentro de unos años a varios productos de la empresa?