Si hay algo que nos ha permitido la comunicación online, es la rotura de barreras que separan las relaciones sociales. En los últimos meses, se ha podido observar cómo las múltiples herramientas digitales nos han permitido mantener conversaciones con el objetivo de continuar la rutina diaria. Ahora bien, ¿es posible alcanzar una mayor especialización todavía?

Desde hace tiempo, se ha podido observar cómo la mejora de la tecnología ha permitido a personas más vulnerables aproximarse al mundo digital. Personas con ceguera o visión muy reducida han podido explorar en este universo gracias a programas especializados en la interpretación del braille. Algo parecido ha ocurrido con personas con movilidad reducida a través del seguimiento del iris ocular.

El guante está pensado para cubrir una necesidad muy específica

¿Por qué no aprovechar los recursos que disponemos para afrontar un nuevo reto? El objetivo propuesto por un equipo de profesionales ha sido acercar este tipo de comunicación a las personas sordomudas. Si bien es cierto que no tienen limitación para escribir en un teclado, ya sea físico o el previsto en la pantalla, pueden sentirse más cómodas si se expresan a través de gestos.

Para ello, se ha creado un guante especialmente diseñado para traducir en tiempo real todo aquello que se interpreta en el lenguaje de signos. Para ello, se debe disponer de una conectividad entre esta especie de wearable y el programa informático con el que se ordenan los datos a tener en cuenta. ¿Cómo funciona esta curiosa innovación para este colectivo en particular?

Veamos las cualidades fundamentales que hacen de este guante una idea innovadora y diferencial, por qué se trata de un modelo que podría tener un fuerte impacto si, finalmente, llega a comercializarse y, sobre todo, qué servicio ofrece en relación a la escritura convencional. ¿Merece la pena pagar por esta tecnología o estamos ante una solución que no agrega un valor añadido?

Una nueva tecnología para involucrar a un mayor público en digitalización

Para poder ser utilizado con mayor fiabilidad, es preciso utilizar un par de guantes. De esta forma, es posible traducir todas las alternativas posibles. Además, curiosamente, se agregan sensores que se deben instalar en el rostro de la persona con el objetivo de obtener más información sobre los términos y palabras que se pretenden decir.

Tal y como se puede observar en las imágenes anteriores, se trata de una solución que pretender copiar los movimientos que efectúa una persona sordomuda para comunicarse mediante el lenguaje de signos. De esta forma, es posible transcribir los gestos a sonido de forma muy sencilla. Bastará apenas un segundo para contar con la letra o la frase producida por las manos.

Este sistema es capaz de analizar hasta un total de 600 gestos diferentes

Estamos ante una tecnología que está en continuo crecimiento. Se espera que a lo largo de los próximos meses se pueda reducir el tiempo de detección de la información. Por el momento, se ha conseguido traducir más de 600 palabras y frases, algo que seguirá en aumento a medida que se vayan incorporando. Además, se han introducido los número del 0 al 9, por lo que las posibilidades aumentan.

Pese a todas las ventajas vistas hasta el momento, es necesario el desarrollo que abarque una mayor capacidad para transmitir información. Esto adquiere una mayor relevancia teniendo en cuenta la facilidad de acceso actual relacionada con aplicaciones para transmitir a través de una cámara web. ¿Estamos ante una tecnología con un gran potencial para los próximos años?

Un producto que, quizás, llega un poco tarde al mercado

Como elemento integrador, estamos ante una gran herramienta para disfrutar de conversaciones. Ahora bien, ¿llega en el mejor momento posible? Teniendo en cuenta que la oferta de aplicaciones tipo Zoom se ha multiplicado a lo largo de los últimos meses debido al confinamiento, ¿tiene sentido contar con un elemento de estas características? Es pronto para determinar su posible éxito.

Este guante permite interpretar el lenguaje de signos a través de una aplicación. New Atlas

Habrá que esperar para obtener más datos relacionados con los guantes creados a base de polímeros finos. Además, analizar la innovación que se utilizará en la cara será fundamental para garantizar la viabilidad de la empresa. ¿Es un producto diferencial? Todo dependerá de aspectos como la comodidad, la seguridad y, sobre todo, el precio.

La disponibilidad será una cuestión a tener en cuenta a lo largo de los próximos años. Es pronto para garantizar su disposición en el mercado. Más aun teniendo en cuenta las limitaciones presentes y vistas anteriormente. La propia UCLA, la universidad que ha creado esta tecnología, ofrecerá más detalles a lo largo de los próximos meses.