Parece que fue ayer y Kindle ya lleva una década con nosotros. Mucho ha llovido desde su lanzamiento y el panorama ha cambiado drásticamente. Como es obvio, se han integrado nuevas funciones y se han mejorado las que existían, numerosos modelos de eBooks de marcas variadas han salido al mercado y, por qué no decirlo, también tablets que nos permitían leer por mucho menos precio.

Pero cada cierto tiempo Amazon nos seguía sorprendiendo con una nueva entrega de la saga que daba una vuelta más acercándolo a la perfección: a un libro mejorado. Con Kindle Oasis, la ha alcanzado.

Kindle Oasis, hacia la excelencia

Con la reciente presentación de Kindle Oasis, Amazon ha dado un paso adelante. Sí, puede que sea más caro de lo que esperas, pero si eres un ávido y exigente lector te merecerá la pena.

Con Kindle Oasis te garantizamos una cosa: seguirás leyendo. Si leías poco, lo harás más. Si eras un devorador de obras, en lo nuevo de Amazon encontrarás un fiel aliado.

Unboxing Kindle Oasis 2017

Diseño y materiales

Lo primero que sorprende del Kindle Oasis es su tamaño, que pasa de las 6 a las 7 pulgadas. Eso sí, contrariamente a lo que pudiera parecer, es más ergonómico que nunca.

¿Cómo puede ser algo más cómodo para transportar y usar siendo más grande? Muy sencillo, porque ahora se parece más a un libro, mejorando la experiencia de uso en la lectura. Y te sigue cabiendo en la palma de la mano donde, por cierto, siempre tendrás situado su centro de gravedad, a salvo de cualquier imprevisto.

El Kindle Oasis es la fusión perfecta entre practicidad y elegancia

La distribución es exactamente la misma que la del modelo anterior, con una zona más fina y otra más gruesa por donde agarraremos el dispositivo y en cuyo interior se encuentran los componentes.

Así que el Kindle Oasis es algo más grande y un poco más pesado: 194 gramos, 60 gramos más que el Oasis anterior, 10 menos que el Kindle Paperwhite y 56 gramos más que el iPhone 7. Obviamente no cabe en un bolsillo estándar pero sí en cualquier bolso.

Hablando de móviles, por fin el Kindle adopta esas terminaciones propias de un terminal premium de gama alta que al fin y al cabo es lo que es: el plástico deja hueco al aluminio, mejorando de este modo las sensaciones y el agarre. Por otro lado, aunque la ubicación de los botones sea la misma, no así la toma de carga.

Por cierto, un pequeño hándicap: no busques los pines de carga para la funda porque no los vas a encontrar. Y es que ya no podrás aumentar la batería de tu eReader con las dos fundas disponibles para este modelo: la de cuero y una de tela resistente al agua.

Kindle Oasis con la funda de tela resistente al agua

Funcionalidad

Que el Kindle Oasis gane una pulgada más de ancho constituye una ventaja que vas a agradecer mucho si eres un lector voraz, ya que incorpora un 30% más de palabras por página. Pasar de una pagina a otra nunca había sido tan rápido, por un lado porque hay menos páginas y por otro a que la recarga de pagina es un 20% más potente.

El rotado de páginas se produce de forma automática gracias a su acelerómetro. ¿Qué significa esto? Que podrás leer a la perfección aunque te inclines o que si eres diestro o zurdo, tu Kindle Oasis se adaptará al instante.

Con Kindle Oasis la lectura es más personal que nunca

Respecto a la resolución, aunque se mantiene la densidad de 300 ppi, la luminosidad es mayor y además es auto ajustable con la luz del entorno.

Se acabó tener que conformarse con una variedad un tanto escasa de tipografía: con el Kindle Oasis podrás disfrutar de cinco tipos de negrita, más tamaños de letra (hasta un total de catorce) y ocho fuentes. Lo hemos dicho antes: comodidad ante todo.

Lee como nunca con el Kindle de siempre

Y va un paso más allá: se acabó el negro sobre blanco, ahora también podrás disfrutar de un modo nocturno invertido para los más sensibles.

Otra de esas ventajas que van a disparar el potencial del Kindle Oasis es su capacidad. Si antaño nos ceñíamos a 4 tristes Gigas inamovibles, ahora dispondremos de dos modelos, de 8 y 32 GB respectivamente. ¡Una biblioteca en tu bolsillo!

Pero si hay una función diferencial que sea santo y seña de este Kindle Oasis, esa es su resistencia al agua. Y no, no es que se pueda salpicar, es que cuenta con certificación IPX8, la máxima del mercado.

El Kindle Oasis soporta una inmersión a dos metros durante una hora

¿Te imaginas una invernal tarde de domingo dentro de una bañera de humeante agua caliente leyendo tu libro favorito? O mejor aún: ¿te ves a ti mismo durante tus vacaciones disfrutando de la playa o la piscina sin preocupaciones en una colchoneta meciéndote con el vaivén de las olas? ¡Con el Kindle Oasis es posible! Eso sí, todavía no puedes leer debajo del agua.

Decíamos antes que quizás echaremos en falta la funda con batería… o no, porque se carga en apenas dos horas y su capacidad ha aumentado. Eso sí, mejor no abusar de la conectividad. Para que te hagas una idea, si lees media hora al día sin Wi-Fi ni Bluetooth y configuras La Luz a un 40%, el Kindle Oasis promete seis semanas de duración.

Aunque no cuenta con altavoces, si que posee conectividad Bluetooth (para que puedas sincronizar tus auriculares y escuchar audiolibros) y Wi-Fi, además de la opción de adquirir el modelo con 3G.

Además, Amazon no ha dejado nada al azar incorporando funciones propias como X-Ray para entrar a contenido exclusivo de las obras, el diccionario Word Wise, anotaciones, vocabulario o la posibilidad de compartir texto por correo electrónico o redes sociales.

Kindle Oasis 2017
Peso 194 gramos
Pantalla 7 pulgadas
Densidad de píxeles 300 puntos por pulgada
Almacenamiento 8 o 32 GB, modelos WiFi o WiFi+3G en la capacidad de 32 GB
Batería Hasta 6 semanas
Fecha de salida 31 de octubre 2017
Precio de salida A partir de 249,99 euros en Amazon

Experiencia personal

Lo confieso: leo. Leo absolutamente todo lo que se me pone por delante desde que se leer. Leo el prospecto de los medicamentos, el champú del pelo, la marquesina del metro, los grandes clásicos e incluso el último libro de Risto Mejide. Huelga decir que como ávida lectora, el eBook es un gadget simplemente necesario.

Y es que qué gustazo es poder llevar miles de libros en un dispositivo para poderlos leer cómodamente en cualquier sitio y además, poder personalizarlo a mi gusto.

El Kindle Oasis me parece una maravilla en cuanto al diseño y dimensiones. Se ve elegante y robusto, pero también portable. Sí, yo soy de esas a las que los 2,54 centímetros extra del Kindle Oasis le han facilitado su vida lectora. Reconócelo: no vas a llevar tu eReader en el bolsillo del pantalón y en un bolso no vas a notar esa pulgada de diferencia, donde si lo harás es en la lectura.

Lo peor del Kindle Oasis es todo lo que no puede hacer

Tras unas semanas de uso no he podido encontrarle ninguna pega en el día a día, por lo que puedo decir sin lugar a dudas que es el mejor eReader del mercado y eso que aún no he disfrutado del placer de leer en la bañera, algo que me va a enamorar irremediablemente.

Kindle Oasis combina a la perfección diseño y funcionalidad

Pero si hay un pero, creo que será el precio. Quiero decir, es fantástico para un voraz lector exigente, pero por ese precio probablemente el Kindle Oasis se vea lastrado por todo lo que no puede hacer.

Por ejemplo, no puedes entrar a leer tu Twitter, publicar en tu cuenta de Facebook, no puedes ver las notificaciones de tu correo electrónico… Vale, cuenta con un navegador experimental, pero no sirve para una navegación por internet al uso.

Un objeto de deseo para devoradores de historias

Y no me malinterpretes, para alguien que busca concentrarse en la lectura es fantástico. Pero falta saber cuánta gente invertirá ese dinero para un gadget que sirve solo para leer.

Conclusión

El Kindle Oasis no es apto para todos los públicos. Obviamente con sus características premium y su precio, se dirige a los lectores más exigentes y premium, aquellos devoradores insaciables de todo tipo de obras en cualquier momento y lugar. Para ellos será todo un éxito.

En cuanto al resto, muchos lo mirarán con deseo, pero probablemente se decanten por otros terminales más modestos, porque el precio será un escalón que no saltará cualquiera.