Dicen que agua pasada no mueve molinos y, sin embargo, cuánto nos gustan los "te lo dije" o caer en la autocompasión. Quizás, una de esas veces en las que te hayas tirado de los pelos por una mala decisión fue cuando oíste hablar de las criptomonedas por primera vez, pero pasaste olímpicamente porque te parecía extraño y exótico.

¿Qué es eso? Pues algo que en menos de un año ha aumentado exponencialmente su valor (a pesar de su bajón actual), alcanzando al mercado inmobiliario, los salarios de algunas empresas e incluso ya existen webs de intercambio de bienes y servicios.

A día de hoy, constituye una de las pocas formas (legales) de hacerte rico. O de arruinarte, porque también podría ser una burbuja a punto de estallar, como aseguran algunos expertos.

¿Desencadenará el Bitcoin la tercera guerra mundial?

Sea como sea, las monedas virtuales han revitalizado los mercados y numerosos gobiernos miran con escepticismo y preocupación su vertiginosa capitalización, intentando regularizarla por un lado y sacar partido por otro. Y cada vez que lo hacen, las criptomonedas se desploman porque son un ecosistema libre al que la intervención no hace sino perjudicar.

Pero alguien ya lo sabía y no es tu cuñado. Al parecer y según afirma el diario inglés Metro, Nostradamus habría predicho que habría una revolución de criptomonedas allá por el siglo XVI, cuando la Inquisición española andaba quemando herejes.

El visionario por excelencia de la historia de la humanidad, al cual se le atribuyen providencias como la del gran incendio de Londres o el 11 de septiembre, vuelve a deleitarnos con una predicción inesperada. Esta sorprendente predicción se encontraría en uno de los pasajes de su libro "Las Profecías", publicado en 1555 y a ojos de cualquiera que cuente con un ejemplar.

¿Predicción o mucha imaginación? Express

Desgraciadamente la persona que ha encontrado esta supuesta interpretación no es un académico o experto en el arte de lo oculto, sino un usuario de Reddit.

Como siempre en estas interpretaciones, no hay nada como querer encontrar algo para hacerlo. No obstante, no deja de ser fascinante, aunque algo cogido con pinzas:

En los versos en cuestión se habla de naciones colapsadas y una nueva forma de dinero que emerge de la debilidad. (…) De una gran nación asolada por los problemas y leyes de capa caída, del oro y plata fundidos, devorándose y mucha destrucción. (…) De la revelación de los pecados, el adulterio, el deshonor y esas monedas copias de oro y plata con inflación que un ladrón tira al río al descubrir las deudas.

El problema de todo esto es que, como con la mayoría de las predicciones de Nostradamus, son tan vagas y amplias que es fácil hacer interpretación libre de ellas para adaptarlas y lograr que digan lo que tú quieras que digan.

Como expresa el diletante Brian Dunning, creador del podcast Skeptoid:

Las traducciones ambiguas y erróneas, las interpretaciones creativas, las falsificaciones, cuentas falsas y los códigos secretos contribuyen enormemente a generar una enorme cantidad de teorías que hacen más grande la leyenda de Nostradamus.

Desde luego, el Bitcoin y sus singularidades, como puede ser su carácter anónimo, la rapidez de sus transacciones, la ausencia de organismo central de control y su volatilidad; levantan pasiones y odios allá por donde van.

Puestos a creer teorías conspiranoicas sobre el Bitcoin, la de Nostradamus es la más pesimista que podemos encontrarnos. Justo en el otro lado de la balanza se encuentra la de John McAfee, creador del famoso antivirus y toda una autoridad en internet, que asegura que el Bitcoin llegará a valer 2 millones de dólares en solo dos años. Tan seguro está que ha amenazado con cortarse el pene si está equivocado. ¿Alguien da más?