La evolución que ha seguido la fotografía, al menos en el sector dedicado al consumidor más casual, ha sido apabullante a lo largo de las últimas décadas. Hemos pasado de utilizar cámaras desechables, que incluían el componente sorpresa a la hora de revelar las imágenes, a cámaras digitales asequibles y de tamaño reducido. Sin embargo, la telefonía móvil cambió el rumbo de este sector, introduciendo en sus terminales auténticas cámaras profesionales al alcance de cualquier persona. Ahora la fotografía toma prestadas características del mercado móvil en un nuevo producto.

Píxeles con inteligencia portátil

La verdadera novedad que aporta esta cámara al segmento de la fotografía es que, gracias a la información que hemos podido encontrar en la página web de Pixii, estamos ante un producto que se asemeja a cualquier gran cámara profesional digital, pero que utiliza al teléfono móvil como centro de operaciones. Y esto, ¿qué significa?

Este es el aspecto que luce PIXII. Pixii
El teléfono será el cerebro de la cámara

Con PIXII tendremos el cuerpo de una cámara tradicional, pero con la ventaja, habrá quienes lo vean como un inconveniente, de no incorporar una pantalla en la misma, ni tener ningún tipo de software en su interior. Estos elementos ahora pasan a formar parte de tu propio dispositivo, con lo que únicamente dependes de una aplicación para sacarle el máximo partido a las fotografías con la cámara. Además, en un dato que me ha resultado muy interesante, el cuerpo de la cámara podrá ser actualizado a través de la nube.

PIXII añade un diseño inteligente a la fotografía. Pixii
Aún no conocemos precio ni disponibilidad para PIXII

Pero eso no es todo. Nadie utiliza su teléfono móvil indefinidamente, con lo que cuando te compres un nuevo terminal, que habitualmente tendrá mejores características como una pantalla más espectacular o un mejor procesador, esto también beneficiará la captura de imágenes con PIXII. Este es su diseño inteligente, aunque habrá que ver si en posteriores pruebas se confirman las buenas sensaciones del equipo. De momento, no se conocen datos de distribución ni de precio, aunque sabemos que la cámara portará una lente LEICA y un visor óptico LED retroiluminado.