La telefonía móvil de principios de esta década está cambiando la manera de entender la relación entre calidad y precio. Hace años, si adquirías un terminal por menos de 200 euros estabas dando por sentado que comprabas en teléfono móvil de plástico, con una cámara regulera y especificaciones justas para poder comunicarte con amigos, escuchar música y realizar llamadas de teléfono. En la actualidad, incluso las compañías recién estrenadas, comienzan a vender terminales de alta gama, por precios competitivos, aunque ya estemos manejando cifras superiores a los 600 euros.

El ascenso de Realme

Recientemente, gracias a la información que hemos podido obtener de la propia página web del fabricante chino, hemos podido conocer, con todo lujo de detalles, qué se esconde detrás de la nomenclatura X50 Pro 5G. Las características de la pantalla del terminal serán lo primero que llamen tu atención. Sobre un panel de 6’44 pulgadas, con tecnología Super AMOLED, podremos encontrar una pantalla que aprovecha el 92% del terminal, con certificación HDR 10+, desbloqueo con huella digital en pantalla y una tasa de refresco de 90Hz, que pueden llegar hasta los 180Hz en condiciones especiales. Además, posicionándose como un terminal para jugar, tiene una batería de 4.200 mAh con carga rápida de 65W, pudiendo cargar el dispositivo en 35 minutos.

Realme está posicionándose como la marca china de referencia

Las cámaras del teléfono también buscan destacar, tal y como sucede hoy en día, con la integración de múltiples sensores. La trasera principal incluye un sensor de 64 megapíxeles, un teleobjetivo de 12 megapíxeles, otro ultra gran angular de 8 megapíxeles y un sensor en blanco y negro de 2 megapíxeles. El zoom, en esta ocasión, llega hasta los 20 aumentos. La conectividad 5G también está presente, con lo que tenemos un dispositivo que puede batirse en duelo con la mayoría de teléfonos del mercado. A partir del mes de abril podrás adquirir este Realme X50 Pro 5G, con precios que partirán desde los 599 euros de la versión más básica, 8Gb de RAM y 128Gb de almacenamiento, hasta los 749 euros, de la versión de 12Gb de RAM y 256 de almacenamiento.