La cantidad de información que puede ser almacenada en formato digital, además de utilizar la nube para poder acceder a tus archivos desde cualquier dispositivo, está frenando la adopción de algunas tecnologías, como podría ser el caso de los reproductores Blu-ray. De hecho, ahora que tenemos en mente las nuevas videoconsolas de Sony y Microsoft, parece que sus versiones digitales tienen tantos, o más, adeptos que las que llegan con lector óptico. A todo esto, súmale un nubarrón en el horizonte.

Fallos por doquier

Recientemente, gracias a la información que hemos podido obtener del medio de comunicación digital Slashdot, hemos conocido cómo algunos reproductores Blu-ray de Samsung están experimentando un comportamiento anómalo, como si se tratase de una esquizofrenia propia de un humano, ya que cientos de usuarios aseguran que desde hace unos días, a fecha de redacción de este artículo, sus dispositivos no pueden reproducir ningún tipo de contenido, además de reiniciarse en breves espacios de tiempo, sin que el usuario tenga la posibilidad de hacer algo al respecto.

Los reproductores Blu-ray de Samsung están dando problemas a sus usuarios. Expert Reviews
El error, por el momento, resulta completamente desconocido

De hecho, tal y como puedes comprobar si te acercas al foro desde donde ha surgido esta curiosa información, ya existen más de 1.000 mensajes en el hilo y aún no se ha encontrado una solución definitiva. Parece que una de las causas de este errático fallo podría estar en un certificado SSL, que habría caducado, tal y como se asegura desde el medio tecnológico norteamericano The Verge. Una actualización reciente del software podría haber sido causante indirecta del fallo, ya que algunos usuarios reportan errores desde entonces, aunque todo apunta al certificado que te comentaba anteriormente y que es el responsable de conectar con los servidores de la compañía. A fecha de redacción aún no conocemos la respuesta oficial de Samsung, aunque imaginamos que no tardará en dar explicaciones y soluciones a los furiosos usuarios.