El fabricante Tesla es uno de los que ha tenido un mayor protagonismo en los últimos años. La producción de coches eléctricos, durante meses y meses, ha alcanzado cotas jamás antes vistas. Más aún ocurría esto hasta que el Covid-19 ha llegado en masa a Estados Unidos. La necesidad de contar con respiradores ha provocado que se haya tenido que dejar la producción de coches a un lado.

La prioridad, tal y como han asegurado las Autoridades del país, es la fabricación de miles de unidades de respiradores. Esto, teniendo en cuenta que la compañía no se encargaba de ello hasta hace unos días, hace que se haya tenido que diseñar un modelo específico sobre el que basarse. Pasados unos pocos días desde las palabras del Presidente Donald Trump, parece que ya hay un prototipo.

Tesla producirá un respirador en masa para paliar la emergencia sanitaria

Su utilización será fundamental para tratar una epidemia que no para de crecer a lo largo del tiempo. Además, el incremento de nuevos casos, en países como el americano, es exponencial. Esto, teniendo en cuenta que se trata de un modelo sanitario en el que millones de personas no tienen derecho a atención primaria, hace que se esté ante un momento histórico. En su término más negativo, por supuesto.

Según se puede leer en el portal Interesting Engineering, la compañía con sede en Palo Alto ya ha culminado el modelo sobre el que basará una producción que ya pide a gritos el sistema sanitario. Se espera que a lo largo de los próximos años comience a repartirse por los diferentes Estados para garantizar la entrega a cientos, e incluso miles, de centros sanitarios.

Veamos, por tanto, en qué consiste el modelo de respirador creado por Tesla a partir de piezas de coche, hasta qué punto se trata de una solución improvisada y, por supuesto, qué probabilidades existen de que este modelo en particular pueda ser exportado a otra áreas previstas en otros países igualmente saturados. ¿Será eficiente su funcionamiento? He aquí las claves de este proyecto.

Un respirador creado por Tesla para combatir el Covid-19

Tesla, junto a otras grandes compañías del país, ha visto cómo ha pasado, en cuestión de días, a fabricar respiradores en la planta de Feemont. Esto ha sido así debido a la llegada y expansión del virus que se ha convertido en el verdadero protagonista de cualquier noticiario. ¿Cómo son las unidades que producirá a gran escala Tesla a lo largo de los próximos meses? He aquí un vídeo que lo explica.

Según se puede ver en las imágenes anteriores, el comienzo del proyecto partió de la base de cuál era el beneficio del uso de un respirador. Este aparato consiste, básicamente, en forzar a los pulmones de una persona a recibir el oxígeno cuando no puede de forma natural. El Covid-19 es un virus que afecta al sistema respiratorio y cuya muerte se produce por una insuficiencia respiratoria.

Tesla ha producido su respirador aprovechando stock de piezas de sus coches

Por tanto, aprovechando todo tipo de elementos que conforman a los coches que Tesla produce, se pusieron manos a la obra para dar con un respirador. ¿El objetivo? Cumplir con una función mecánica que permitiese modular el nivel de saturación de oxígeno. Tras saber cuáles debían ser las principales funciones del aparato, se trazaron diferentes líneas de investigación.

En la información suministrada por la compañía, se puede observar el resultado final de la propuesta. Como es lógico, se espera que a lo largo de los próximos días haya nuevas variantes producidas, internamente, por otras empresas que también se han visto obligadas a modificar la línea de fabricación. Ahora bien, ¿por qué estamos ante un proyecto diferencial?

Un nuevo prototipo que servirá para diseñar el modelo final

En el prototipo inicial se puede observar cómo, en términos generales, ya podría ser operativo. Sin embargo, se espera que se introduzcan cambios para hacer mucho más sencillo el circuito de circulación de aire con el objetivo de mejorar su transporte y distribución. Aun así, cabe destacar cómo ya es posible realizar diferentes modificaciones en función de lo que decida el personal médico.

Tesla está produciendo su propio respirador para reducir el número de muertes por Covid-19. Engadget

Esto es fundamental, ya que no todos los pacientes necesitan el suministro de igual cantidad de bombeo de aire a los pulmones. Esto es así por cuestiones fisiológicas y, por supuesto, fase de expansión del virus en el organismo del paciente. Poder escoger qué grado de saturación debe suministrarse es uno de los principales avances en la materia.

Según muestran las imágenes, la pantalla utilizada es la que emplea el Model 3, así como los controles y centralita que se puede observar en la unidad que ya lleva un proceso de instalación más compacto. Es con esta última demostración donde se puede observar cómo el equipo de trabajo de Tesla ha logrado producir una tecnología que contribuirá a salvar, aparentemente, miles de vidas en las próximas semanas.