Muchas veces, por distintas razones, tenemos la necesidad de reducir el espacio que ocupamos con los archivos almacenados en el disco de nuestra computadora. Para no tener que sacrificar nuestro trabajo eliminando dichos archivos, la alternativa es comprimirlos para que ocupen el menor espacio posible.

Hoy te vamos a contar sobre WinRar.

¿Qué es WinRar?

WinRar es uno de los programas de compresión y descompresión de archivos más utilizado, y hay varias razones que lo convirtieron en el favorito de los usuarios de gran parte del mundo.

La razón principal por la que lo elige la mayoría es su compatibilidad con una amplia variedad de formatos, su facilidad para usarlo y sin dudas el extra más apreciado por todos es que aunque cuenta con una versión de prueba, una vez expirado este período se puede seguir usando el programa sin ningún inconveniente.

Te presentamos WinRar Unplugged

Como si todo lo anterior fuera poco, también puedes contar con la versión portable de WinRar, esto te permite tener la aplicación en un pendrive y llevarla contigo siempre para usarla en la oficina, la universidad, tu espacio de coworking o donde sea que lleves tu computadora.

Ventajas de WinRar Portable

Sin dudas la primera ventaja es lo que te mencionamos en el párrafo anterior, la posibilidad de llevar el programa de compresión de archivos a todas partes.

Otra ventaja es que si tienes poco espacio disponible en el disco duro, podrás hacer uso de esta herramienta sin necesidad de instalarla.

Esto también es muy útil cuando estás utilizando una computadora en la cual no tienes permiso para instalar aplicaciones, el uso de la versión portable de WinRar te puede salvar en estos casos.

¿Cómo funciona la compresión de archivos?

Como ya lo mencionamos al principio, comprimir archivos resulta muy útil cuando se necesita ahorrar espacio en el disco duro, pero esta no es la única razón por la cual podemos tener necesidad de reducir el tamaño de los mismos.

Cuando queremos enviar varios archivos adjuntos a un correo electrónico también se necesita que estos pesen lo menos posible para agilizar el envío y la descarga de los mismos.

Al comprimir archivos de imagen o de video podemos reducir en gran manera el peso de estos y consecuentemente el espacio que ocupan tanto cuando están en nuestro ordenador como cuando los enviamos por mail.

La compresión de archivos es un método basado en algoritmos matemáticos que consisten en lograr que los datos de un archivo ocupen menos espacio en el disco pero sin corromperlos.

Existen dos tipos de compresión de archivos, una sin pérdida de datos o lossless y otra con pérdida de datos, conocida como lossy.

Por ejemplo, los formatos de compresión sin pérdida de datos son los que conocemos como ZIP, PNG, FLAC, TIFF, H264 y RAR.
Por otro lado, los métodos de compresión con pérdida de datos son estos: JPG, MPG, MP3, OGG, DivX y MP4.

La compresión sin pérdida de datos consiste en buscar partes del archivo que se repiten y las resume, como lo muestra la siguiente imagen.

WinRar Portabel
Ejemplo de archivo comprimido sin pérdida de datos

Por otra parte, la compresión con pérdida de datos lo que hace es quitar las partes que se consideran no esenciales o irrelevantes dentro de la información que compone el archivo. Por ejemplo, al comprimir una imagen en formato JPG, se reduce el brillo y el color, esto le quita peso al archivo, pero también le quita calidad a la imagen, por eso hay que ser criteriosos al utilizar este formato de compresión.

WinRar
Imagen comprimida con pérdida de datos – formato JPG

Como podemos observar en la imagen de arriba, se va perdiendo calidad cuando es mayor la compresión.

Cada una de estas formas de comprimir los archivos tiene sus beneficios y desventajas, todo depende del uso que le tenemos que dar a cada uno.

Dónde conseguir la versión portable de WinRar

WinRar puede obtenerse desde su página oficial o desde sitios confiables como Softonic y otros que podemos encontrar en internet.

Además de estar disponible para Windows, también puede encontrarse en sus versiones para Mac y Linux.

¿Cómo se usa WinRar?

Comprimir archivos

Ya te habíamos mencionado que una de las características de WinRar es que es muy fácil de usar.

Para comprimir varios archivos a la vez, solamente tienes que elegirlos desde el explorador de Windows y una vez que los tienes todos seleccionados, con el botón derecho del mouse debes abrir el menú de opciones y elegir "Añadir al archivo…"

WinRar

A continuación verás que se abre una ventana donde podrás especificar el tamaño al que deseas comprimir.

WinRar

También se puede elegir la opción "Detectar automáticamente" y el programa escogerá el tamaño automáticamente para cada volumen nuevo.

Descomprimir archivos

También podemos usar la función inversa con WinRar para descomprimir archivos. A continuación te decimos cómo hacerlo.

Una de las formas más rápidas de abrir un archivo RAR es posicionar el cursor del mouse sobre el nombre del archivo y dar 2 clics con el botón izquierdo, WinRar abrirá una lista mostrando los nombres de todos los ficheros que hay dentro del archivo comprimido.

Solamente se necesita dar doble clic sobre cualquiera de los archivos para descomprimirlo.

Si deseas extraer todos los archivos de una vez y guardarlos en la misma carpeta, la forma más rápida será dando un clic con el botón derecho sobre el nombre del archivo RAR y luego elegir la opción "Extraer aquí" o "Extraer en la carpeta especificada"

WinRar

Son dudas las opciones que nos ofrece la versión portable de WinRar son más que útiles y prácticas para nuestro trabajo diario en cualquier ordenador.

Esperamos que te sea útil toda la información que te brindamos hoy y que nos dejes tus comentarios, serán muy apreciados.