Las videoconsolas que han marcado historia siguen muy presentes en la mente de la mayoría de los gamers. Hemos hecho una selección con las consolas que, por un motivo u otro, tuvieron un mayor impacto en la forma de consumir, entender y disfrutar los videojuegos.

El recordar las horas pasadas con cada una de ellas nos trae vívidos recuerdos de una época en la que las historias de gran calidad campaban a sus anchas. Hagamos un viaje en el tiempo, y disfrutemos de las mejores memorias que, suavemente, nos devuelven a la más tierna infancia.

Nintendo NES

La Nintendo NES, una joya retro. Wikipedia

Fue la consola más aclamada de toda una generación, pues no había hogar gamer que se preciara que no contara con una de estas bellezas. Llegó a vender la friolera de 60 millones de unidades y 500 millones de títulos especialmente realizados para ella.

La NES fue un sistema que se atrevió a romper con los todos los moldes en la época. Desde su diseño compacto aderezado con su ya mítico patrón de colores, hasta el abandono del omnipresente joystick, que Nintendo decidió jubilar, cambiándolo por una cruceta.

La calidad del sistema, su buena construcción y durabilidad, se vio acompañada por un extenso catálogo de maravillosos juegos que hicieron las delicias de muchos (y que aún siguen de plena actualidad con la reedición de la Nintendo Entertainment System: NES Classic Edition).

Los de la Gran N siempre han sabido que una gran consola ha de verse respaldada por juegos de gran calidad, que hagan que las jugonas y jugones sientan que poseen una consola a la altura de sus exigencias. Es obvio que una buena consola sin buenos títulos no despierta grandes emociones (te saludamos PS Vita).

Recordaréis los ya clásicos Super Mario Bros, The Legend of Zelda, Castlevania, los primeros Megaman… Y es que son muchísimos los títulos que esta consola ofreció al mundo, y el mundo le estará eternamente agradecido por haber sabido crear juegos con alma propia.

Sega Megadrive

La potencia gráfica de la Sega Megadrive fue demoledora. Wikipedia

Sega quiso arriesgarse con esta consola y trajo, con ella, una total revolución en el panorama de los videojuegos. Ni corta ni perezosa la Sega Megadrive ofrecía el doble de bits que la generación anterior, 16 bits de puro placer ocular.

La potencia gráfica de esta consola le sirvió a Sega para desbancar a su eterno rival, Nitendo, y a su exitosa NES que acaparaba todas las ventas hasta el momento.

Como era de esperar, los gamers, que siempre estamos hambrientos de más potencia sea como sea, terminamos por encumbrar a la bendita Megadrive, que nos sumergió de lleno en aventuras con mayor densidad de píxeles y gráficos más realistas.

La consola de Sega fue una de las primeras que recibió reediciones que añadían funcionalidades, como ocurrió con la unidad de CD que contenía la Mega CD II, o la movilidad de la Nomad, que no era más que una Megadrive en formato portátil.

Aunque ninguna de las versiones tuvo el éxito de la original, las ideas de Sega permitieron al ecosistema "Megadriviano" complementar varias formas de juego, lo que hizo que la industria se percatase de la relevancia que podían llegar a tener los periféricos.

Entre sus juegos destacan los rápidos Sonic, el primer gran éxito en ventas de los juegos de lucha Street Fighter, el otro juego de lucha por excelencia Mortal Kombat, o el conocido X-Ranger.

Sony Playstation

La PlayStation o PS One fue un tremendo éxito comercial. Atomix

El tremendo éxito de la NES llevó a Sony a querer acariciar las mieles del éxito consolero a pesar de que no contaba con casi experiencia en el diseño de este tipo de hardware.

Eso no impidió a la siempre ambiciosa Sony el idear una consola cuyo éxito e influencia aún siguen vigentes a día de hoy: la PlayStation, conocida cariñosamente como "la Play".

Este éxito se debe, en gran parte, a que Sony quería que su consola fuese la más potente del mercado, sin demasiadas concesiones. Además, deseaban que la PlayStation fuese una consola versátil, por lo que decidieron que los juegos serían en formato CD y que su lector sería compatible con CDs de música.

Ni que decir tiene que la decisión de la compañía japonesa fue todo un acierto, y la consola vendió como 105,5 millones unidades en 10 años, ¡casi nada! A esto hay que sumarle las megaventas de juegos como Final Fantasy VII, Tomb Raider, FIFA, Gran Turismo, Tekken, etc.

Pero no todo fueron ventas consoleras, Sony también revolucionó otro aspecto básico de la industria: los mandos. La gran ergonomía y facilidad de uso del mando de la PlayStation le sirvió la aclamación crítica y popular, por lo que Sony se atrevió a re-desarrollarlo creando el primer DualShock, añadiendo la función de vibración.

Nintendo 64

La recordada Nintendo 64 y su icónico mando. Wikipedia

La historia de la Nintendo 64 fue una locura muy movida. La consola que todos adoramos y recordamos, puso contra las cuerdas a la colosal Nintendo que estuvo al borde del fiasco económico por querer innovar a lo grande.

La potencia gráfica de la Nintendo 64 era muy superior a la de la PlayStation, pues sus 64 bits aseguraban que, al menos, la ventaja técnica fuese un punto a favor de Nintendo.

Esta proeza de la ingeniería supuso varios retrasos que causaron dificultades económicas a la Gran N, ya que en la salida de la consola, la PlayStation era dueña y señora del mercado consolero.

La sangre no llegó al río, afortunadamente, y con una nada desdeñable cifra de casi 33 millones de unidades vendidas, nos trajo uno de los mandos más raros, pero más completos de la historia, y títulos que nunca serían olvidados como The Legend of Zelda: Ocarina of Time, Super Mario 64, Donkey Kong 64, Banjo-Kazooie, Perfect Dark y otros muchos más.

Nintendo Game Boy

La Nintendo Game Boy es la portátil que más ha encandilado a los gamers. Público

Y es que no todo van a ser consolas de sobremesa, por atractivas y potentes que éstas sean. La mejor portátil de todos los tiempos (incluso podríamos argumentar hasta la fecha, con el beneplácito de la 3DS) es, sin lugar a dudas la Game Boy de Nintendo.

Con casi 90 millones de consolas vendidas (sin contar con la Game Boy Color, su iteración a todo color), la Game Boy se convirtió en el ojito derecho de Nintendo y de todas aquellas niñas y niños que exigían una de estas consolas como regalo de Primera Comunión (o Reyes, o Navidad, o cuando fuese).

Su gran popularidad no sólo se debe al gran diseño e intuitivo funcionamiento de la consola, sino también a los tremendos juegazos con los que nos sorprendió. ¿Quién podía esperar que una consola tan pequeña (para la época) pudiese ofrecernos tantas horas de diversión en tan reducidos cartuchos?

Nintendo, consciente de que un nuevo producto siempre ha de tener el apoyo de un buen juego, distribuyó la consola junto con el vicioso Tetris, lo que le valió a los japoneses una loca negociación con su desarrollador y con el gobierno soviético de la época.

Pero la portátil llegaría a enamorarnos con títulos como The Legend of Zelda: Link’s Awakening, Super Mario Land, Wario Land, Metroid, Kirby’s Dreamland, entre otros.

Una selección sucinta, pero intensa

Os hemos traído 5 consolas como 5 soles y, aunque no son consolas de hoy en día, no se puede negar que no habríamos llegado a donde estamos sin ellas, ya que cada una ha aportado su gran grano de arena para que hoy la PS4 y la Xbox One sean lo que son.

Además, las consolas actuales, aún siendo grandes sistemas, no han sido realmente innovadoras o no han roto, de momento, con ninguna piedra angular de la industria. Quizás, la próxima generación sea muy diferente (o no) en este aspecto.

Entendemos que, posiblemente no todas y todos estaréis de acuerdo con nuestra selección o echáis en falta alguna consola que os parezca relevante y singular. Os animamos a que nos ayudéis a completar esta lista con vuestras ideas y argumentos, que siempre son bienvenidos.