Como te contábamos hace apenas unos días, tu cerebro es una complejísima máquina casi perfecta. Es muy importante que tengas en cuenta ese “casi”, ya que, aunque en la mayoría de ocasiones todo funciona correctamente, el órgano más importante de tu cuerpo no está exento de errores.

El cerebro humano se encarga de cientos de tareas distintas, y muchas de ellas deben ser realizadas al mismo tiempo. Millones de reacciones químicas tiene lugar en él, y una ingente cantidad de información se distribuye de un lugar a otro a cada instante que pasa. Me atrevería a decir que lo extraño es que los errores no sean más comunes.

Un sólo fallo puede causar grandes estragos

Como ya sabrás si leíste el anterior artículo, estos problemas o patologías que afectan al cerebro humano pueden conllevar fenómenos realmente curiosos. Existen decenas de enfermedades distintas, y muchas son conocidas y perfectamente tratadas por los profesionales del ámbito.

Sin embargo, también es cierto que existen algunas patologías que, aunque pueden controlarse, aún están repletas de incógnitas y procesos por descubrir. Hoy aquí, en Urban Tecno, echaremos juntos un vistazo a una de estas desconocidas. A continuación, podrás conocer los aspectos más curiosos y sorprendentes sobre la esquizofrenia.

"A usted lo que le pasa es que está loco"

Seguramente habrás oído hablar de esta enfermedad, pero también es muy posible que no conozcas qué es realmente. Durante cientos de años se catalogó bajo la etiqueta de “locos” a miles de enfermos mentales, sin discriminar ni ahondar en sus verdaderos problemas. Por suerte esto cambió hace ya tiempo, con la creación de estudios y trabajos que llegaban hasta los verdaderos orígenes de las patologías.

Loco era el único diagnóstico, y la lobotomía el único tratamiento

El esfuerzo de cientos de investigadores fue la antesala de la creación de manuales, de libros en los que quedaban reflejadas las enfermedades mentales conocidas y sus características. Todo esto ayudó notablemente al correcto diagnóstico de los enfermos, mejorando obviamente lo más importante, que es el tratamiento.

Philippe Pinel fue uno de los pioneros, y es considerado el padre de la psicopatología. Fue él quien escribió la primera de estas recopilaciones, dando lugar a su principal obra, Traité mèdicophilosophique sur l’aliénation mentale.

Como podemos leer en la Wikipedia, el Manual Diagnóstico y Estadístico de los Trastornos Mentales, más conocido como DSM, es el máximo exponente de estas guías de diagnóstico. Diferentes versiones se han sucedido durante los años, ampliándose, mejorándose y adaptándose a los cambios sociales. El ejemplar más reciente es el DSM-V, editado por la Asociación Estadounidense de Psicología, más conocida como APA, por sus siglas en inglés.

Cabe decir que existen muchos expertos en contra de este tipo de manuales, ya que no conciben a los trastornos mentales como algo catalogable o etiquetable, pues cada sujeto es un mundo y las enfermedades pueden desarrollarse de maneras muy diferentes cuando hablamos del cerebro humano. Puede que la respuesta esté en un uso inteligente de este tipo de bibliografía, sirviéndose de ella como una pequeña ayuda y no como un categorizador de personas.

¿Qué es realmente la esquizofrenia?

Lo más común en los manuales citados anteriormente es encontrar grandes categorías que agrupan a distintas patologías, bajo un denominador común. Sin embargo, esta no es la única opción posible. La esquizofrenia y trastornos asociados poseen una categoría propia, lo que puede darte una idea de la importancia que tiene este tipo de enfermedades.

Delirios y alucinaciones son sus principales síntomas

Como refleja la propia APA en el DSM-V y, aunque tienen lugar muchos más fenómenos y síntomas diferentes, esta curiosa patología se caracteriza por la presencia de delirios y alucinaciones. Pero, ¿qué significan realmente estos términos?

Delirios

Llamamos delirios a aquellas convicciones que, aunque irracionales y obviamente imposibles, son creídas y defendidas vigorosamente por quien las padece. El paciente esquizofrénico no ve otra realidad que la que se encuentra en su mente, y no puede entrar en razón por muchos argumentos que se le muestren.

Algo irracional le parece totalmente convencional

Un ejemplo podría ser el de un paciente que cree que lleva un microchip implantado en el cerebro, y que este lee su pensamiento. Es totalmente cierto que nos encontramos ante un pensamiento irracional, pero el enfermo puede estar completamente convencido de ello. Además, sería capaz de darte una explicación de cómo se lo introdujeron, e incluso de quién lo hizo y por qué motivo.

Los delirios más comunes en las personas que padecen esquizofrenia son los llamados persecutorios. Los pacientes llegan a creer que son seguidos día y noche por personas desconocidas que quieren hacerles daño, lo que puede provocar que reaccionen de formas inesperadas.

Alucinaciones

Las alucinaciones son muchas veces confundidas con los delirios, pero las diferencias son más que evidentes. Mientras que los delirios hacen referencia a convicciones internas, las alucinaciones son experiencias que engañan a nuestros sentidos, haciéndonos creer que está pasando algo que realmente no está ocurriendo.

Alucinación es ver, escuchar, oler, saborear o sentir lo que no está

Existen diferentes tipos de alucinaciones, que dependen del sentido al que afecten. Por esto podemos encontrar alucinaciones visuales, olfativas, auditivas, táctiles y gustativas. Las más comunes y conocidas son sin duda las auditivas y visuales.

Cuando un sujeto experimenta una alucinación visual puede creer que está viendo a una persona que realmente no existe, o incluso puede no llegar a ver a alguien que sí está presente. Esta última es conocida como alucinación negativa.

Las alucinaciones son uno de los síntomas más característicos de la esquizofrenia. Muy Interesante

¿Por qué se produce?

Llegamos a una de la cuestiones más importantes y controvertidas que nos presenta la esquizofrenia. ¿Cuál es su origen? Como podrás imaginar, la respuesta no es ni mucho menos sencilla.

De hecho, los científicos no saben aún a ciencia cierta por qué se produce esta enfermedad. El motivo biológico concreto de esta no ha sido descubierto, al menos por ahora. Sin embargo, sí que sabemos por dónde van los tiros.

Su origen sigue siendo un gran misterio

Una de las teorías más apoyadas explica esta patología por un desajuste de un neurotransmisor, la dopamina. Esta no actuaría correctamente en el cerebro debido a un problema genético, lo que tendría mucho sentido, ya que, como podemos leer en El País, la predisposición a padecer esquizofrenia es heredable en un alto porcentaje.

Existen otros puntos de vista, como la suposición que postula que la enfermedad se desarrolla debido a errores en la formación cerebral del feto, aunque esta presenta menos pruebas a su favor. En cualquier caso, la esquizofrenia seguirá siendo misteriosa durante algún tiempo.