En Europa, el mercado de las pickups ocupa un papel residual, debido, principalmente, a la congestión de las ciudades. Es cierto que el mercado del Viejo Continente demanda automóviles grandes, al estilo SUV, pero las camionetas no suelen tener un gran recorrido en el mercado.

Es un nicho de mercado que la población europea lo asimila directamente con el cumplimiento de una función muy concreta, de ahí que su nivel de ventas quede solamente destinado a un público que se dedique al medio agrario o industrial. Como es lógico, su tamaño es, en este caso, su principal debilidad.

Las pickups ocupan un segmento vital en la conducción estadounidense

Ahora bien, ¿qué es lo que ocurre en el mercado norteamericano? Contrariamente a lo que sucede en el continente anterior, en países como Estados Unidos, es un concepto que llama la atención desde el primer momento. Sus increíbles motores de gran cubicaje, encabezados por las versiones V8, son algo común. ¿El tamaño? No importa.

La orografía de las ciudades es mucho más extensa que la que se observa en otros países del mundo, por lo que un automóvil supere ampliamente los 5 metros no es problema alguno. Ante esta situación, con el precio del petróleo por los suelos, ¿qué sentido tendría producir una con una motorización eléctrica?

El fabricante Workhorse acaba de lanzar su modelo W-15, una pickup que dispone de 2 motores eléctricos y uno alimentado por gasolina para crear una opción híbrida de autonomía extendida. ¿Será capaz de hacer frente a su ruda competencia? Ya queda menos para ser entregado a sus primeros propietarios.

Workhorse W-15, una pickup que conquistará al público norteamericano

Este subtítulo muestra, por encima de cualquier otra cosa, esperanza. Ya puede tener uno una mentalidad ecofriendly para decantarse de esta versión. ¿Pudiéndose elegir un motor HEMI quién elegiría menos potencia, sensaciones y limitaciones? Ahora en serio, hay que ir haciendo hueco a todas las alternativas menos contaminantes, aunque sean únicamente híbridas.

https://youtu.be/7TJPf4dwEh8

Las imágenes corresponden a la presentación oficial que tuvo lugar durante la primera mitad del año. En aquella ocasión, algunos datos como la autonomía, algunas de sus ventajas o su precios, fueron desvelados. ¿Por qué podemos confiar en una alternativa, ante todo, arriesgada y valiente?

En primer lugar, contará con una motorización doble eléctrica, según se puede leer en el portal Motor Trend. Su autonomía, como es lógico, variará en función de la presión que se ejerza sobre el acelerador y el peso que cargue (no hay que olvidar que estamos ante un vehículo de trabajo).

La Workhorse podrá cargar hasta 1 tonelada y arrastrar hasta 2.300 kilogramos

De hecho, será capaz, tal y como se puede leer en Green Car Reports, de transportar hasta un total de 1.000 kilogramos, a lo que hay que sumar la posibilidad de remolcar hasta casi 2.300 kilogramos más.

Para ello, los 2 motores contarán con una potencia combinada de hasta 460 CV, a la altura de sus competidores naturales. Retomando la cuestión técnica de la autonomía, el W-15 de Workhorse dispondrá de un máximo de 70 millas cada ciclo de carga, es decir, unos 112 kilómetros.

A ello habrá que sumar un motor de combustión interna que servirá para extender la autonomía, alimentando con su trabajo las 2 motorizaciones eléctricas, la única fuente de movimiento que posee esta pickup con grandes dotes para triunfar en el mercado.

Una alternativa que romperá contra los malos humos de las pickups

Si hay algo que podemos achacar al parque automovilístico americano es la presencia de muchos motores de alto cubicaje. En Estados Unidos, las motorizaciones diésel son un mal menor. Sin embargo, en parte esto se contrarresta con la política empleada por los fabricantes ante el bajo precio del combustible.

El modelo W-15 contará con 2 motores eléctricos y uno de combustión interna. Motor Trend

¿Puede tener buena acogida esta camioneta? Habrá que esperar aún unos meses, ya que las primeras entregas se espera que se produzcan para el último trimestre del año que viene. Sin embargo, ya podemos ir haciéndonos una idea de cómo el mercado recibirá la apuesta de su CEO, Steve Burns.

Nada más y nada menos que 300 millones de dólares en reservas son los datos que reflejan un fuerte interés por el producto desarrollado bajo el concepto pickup. Es pronto para cantar victoria, pero el nivel de reservas demuestra que las RAM, Ford o Chevrolet deberán adaptarse con mecánicas híbridas en los próximos años.

Podrá contar con un adaptador que le permitirá actuar como un generador

Y te preguntarás, ¿puede agregar alguna modificación extra? Según el portal Electromovilidad, contará con un generador que permitirá aprovechar parte de la energía eléctrica que contengan sus baterías para conectar alguna herramienta de trabajo.

De esta forma, dado el caso, podría prescindirse de generadores, unos aparatos que suelen pesar bastante y ocupar un gran espacio. Se podría considerar, por tanto, que obtendría una mayor capacidad de carga que alternativas de combustión interna y, por tanto, ser más efectivas en el desempeño del trabajo.