Tesla, con el paso de los años, se ha convertido en uno de los fabricantes con mejores expectativas de producción. Gracias a su inapelable visión respecto al coche eléctrico, la compañía comandada por Elon Musk ha conseguido que otros fabricantes consolidados se hayan tomado su competencia como una prueba de fuego. Ahora bien, ¿tiene una gran ventaja competitiva?

Desde hace un tiempo, lo cierto es que todo lo que ocurre en Freemont está bajo el ojo del huracán. Todas las miradas están puestas en la planta de producción que ha dado lugar a la verdadera transición tecnológico de la industria del automóvil. Ahí, en ese preciso lugar, es donde se está produciendo la clave de la innovación en todo lo referente a mecánicas eléctricas.

Tesla ha despedido a un trabajador por sabotear la producción de sus coches eléctricos

Esto lo sabe cualquier persona que está próxima al sector. Tanto es así que la propia compañía es víctima de las posibles consecuencias de filtraciones sobre nuevas patentes, diseños de vehículos o, simplemente, cambios estructurales en la empresa. ¿Hasta qué punto Tesla consigue esconder las actualizaciones de su competitividad? La clave está en cláusulas contractuales con el personal.

Aun así, en ocasiones tiene lugar algún que otro problema. Esto es, justo, lo que acaba de ocurrir con uno de los empleados de la empresa. Según se puede leer en el portal Bloomberg, la empresa de coches eléctricos más famosa del mercado ha tenido recientemente un encuentro desagradable con uno de los trabajadores. ¿El motivo? El intento de sabotaje de la producción.

Esta práctica no es nueva en el sector industrial o secundario. Dejando a un lado las herramientas sindicales, lo cierto es que evitar que una cadena de montaje continúe de mala fe es constitutivo de delito en muchos países. Más allá de posibles causas personales, ¿cuál ha sido el objetivo del protagonista de esta historia? ¿Hay terceras personas implicadas?

Un sabotaje con el objetivo de hacer caer la producción

Este empleado de la compañía, cuya identidad no ha sido revelada, realizó una serie de acciones que provocaron la suspensión de la cadena de montaje. A falta de conocer cuáles son las áreas implicadas en la detención, lo cierto es que el problema fue solucionado en apenas unas horas. Esto, no obstante, provocó el despido ipso facto del trabajador en cuestión.

Tesla tiene en Freemont su principal sede de producción. Tthenews

Tal y como se ha podido conocer gracias al medio de comunicación anteriormente indicado, Tesla comprobó cómo se habían modificado los códigos de trabajo informáticos con el objetivo de hacer caer los índices de producción. La instalación de un ransomware tenía por objeto obstaculizar la fabricación de los automóviles. Lo que se desconoce es cuál era su verdadera intención más allá de la acción.

Las dudas sobre el sabotaje a Tesla ya están circulando por las redes

Al hacerle saber que le habían pillado cometiendo estas irregularidades, el protagonista en cuestión negó los hechos, acusando a un compañero de ser el verdadero autor. Más tarde, ante las evidencias de las pruebas, asumió haber realizado la práctica de la actividad ilícita. Afortunadamente, la producción de vehículos volvió a la normalidad poco tiempo después.

¿Hay algo detrás de esta política llevada a cabo por la persona expedientada? Teniendo en cuenta el margen de crecimiento que está teniendo Tesla, tanto a nivel financiero como comercial, no sería de extrañar que la competencia u otro cualquier agente económico afectado, hubiese ofrecido una cuantía a esta persona para cometer tales actos.

Un ataque con un objetivo claro, hacer caer la producción

Tesla no se ha pronunciado hasta el día de hoy sobre este ataque en cuestión. Ha sido Al Prescott, el vicepresidente legal de la compañía, la persona que ha querido destacar en términos generales, cómo fue el episodio ocurrido días atrás en la factoría más famosa del mercado eléctrico. Así lo ha transmitido a parte de la plantilla a través de un correo electrónico interno.

La fábrica de Tesla en Freemont es una de las que dispone de más estructura robotizada. Internet of Business

¿En qué situación queda el caso tras conocerse este suceso? Se espera que a lo largo de los próximos días haya un comunicado por parte de la empresa. De igual manera, se espera que se resuelva otra cuestión fundamental. ¿Acudirá el fabricante a los tribunales ante las evidencias sobre la inclusión del ransomware en el sistema que mueve el área robotizada de la fábrica?

Es pronto todavía para saber cuáles fueron las causas que propiciaron la situación que, finalmente, tuvo lugar. Lo que parece claro es que, de no haber un motivo personal en el asunto, todo parece indicar que podría haber razones ajenas al interés de este ex trabajador para cometer tales actos. El tiempo mostrará cuál fue la verdadera intención de ello.