Es oportuno decir que estamos en medio de una revolución de asistentes inteligentes. Y es que, desde que Apple lanzó por primera vez su asistente inteligente, Siri, en la primavera de 2011, competidores como Microsoft, Amazon y Google han seguido su ejemplo con sus propios asistentes virtuales.

Si bien hay un conjunto de habilidades estándar que puedes encontrar de manera segura en casi cualquier asistente inteligente, como buscar en Internet o configurar un temporizador, no todos los asistentes inteligentes son iguales. Y aquí es donde Google parece tener la delantera, ya que cada vez incorpora más funciones a su asistente. Así que si aún no lo conoces, es momento de hacerlo, ya que en este post te contaremos todo sobre Google Assistant y cómo puedes usarlo.

Google cambió el mundo de los asistentes virtuales con su Google Assistant

Google Assistant es el asistente virtual impulsado por inteligencia artificial de la compañía de Mountain View. Con el paso del tiempo, se ha convertido en, tal vez, el mejor de los asistentes disponibles en la actualidad, esto se debe, en gran parte, a que se ha mantenido en constante evolución desde su lanzamiento original, por allá en el año 2012.

En un guiño amistoso a su motor de búsqueda, la compañía comercializó el Asistente como el "Google personal" de un usuario, creado para ayudarlos a navegar en sus propias vidas ocupadas de la misma manera en que Google podría ayudarlos a navegar en una web ajetreada. Además, puedes encontrarlo en la mayoría de los teléfonos Android, así como en los dispositivos Google Home, y te permite utilizar comandos de voz y de texto para ejecutar determinadas funciones en tus dispositivos.

Dónde puedes usar el Asistente de Google

Si tienes un teléfono Android o un dispositivo Google Home, todo lo que necesitas para activar el Asistente de Google es decir "OK ​​Google", y el asistente aparecerá en la parte inferior de la pantalla. En el caso de alguno móviles Android, bastará con mantener presionado por unos segundos el botón de inicio. Para los usuarios de iPhone, es tan simple como descargar la aplicación de Google Assistant. Sea cual sea el dispositivo que uses, puedes conectar el asistente con tu cuenta principal de Google para darle acceso a tu calendario, correos electrónicos, servicios de transmisión, entre otras cosas.

Gracias a su integración con dispositivos Android y cuentas de Google, también puedes usar el asistente cuando estés lejos de tu Google Home e incluso de tu smartphone. Además, es compatible con coches con Android Auto, dispositivos portátiles como los relojes inteligentes o los Pixel Buds de Google, los productos de seguridad Nest y una variedad de pantallas inteligentes de otras compañías. Estos dispositivos también responden a la llamada estándar de "OK ​​Google" o "Hey Google".

Pero, ¿qué puedes hacer con Google Assistant

Una vez que el Asistente de Google esté en funcionamiento, ¿qué puedes hacer exactamente con él? A continuación te contamos para qué puedes usarlo:

  • Al igual que con otros asistentes inteligentes, puedes programarlo para que te brinde informes de noticias (a pedido o en horarios programados), te informa del clima y hasta puedes reproducir música de Spotify, YouTube Music u otros servicios similares. Incluso, puedes usar el Asistente de Google para transmitir TV o películas a televisores a través de un Chromecast.

  • Con su acceso a tu calendario y los correos electrónicos en Gmail, el Asistente de Google también puede darte un resumen de cómo será tu agenda para el día siguiente cuando se le pregunte "Ok Google, ¿cómo está mi día?"

  • El Asistente de Google también está equipado con algunas habilidades de vanguardia que competidores como Alexa de Amazon aún tienen que replicar, como su intérprete incorporado. Por ejemplo, al decir "Ok Google, sé mi intérprete de inglés (o cualquier otro idioma)", el Asistente de Google se puede usar en para traducir, en tiempo real, una conversación en la que ambas personas hablan un idioma diferente.

  • También puedes usar el Asistente de Google para ayudar a filtrar las llamadas y evitar posibles llamadas fraudulentas. Al recibir una llamada telefónica, puedes optar por responderla o rechazarla, como de costumbre, o hacer que el Asistente de Google capture la llamada en la pantalla, y hasta puedes escuchar al Asistente de Google preguntar por qué la persona está llamando y, según su respuesta, puedes elegir contestar la llamada o no.

Y estas son solo algunas de las cosas que puedes hacer con el Asistente de Google, y esto sin contar las múltiples opciones de personalización que ofrece para ti.