En los últimos años, hemos asistido a todo tipo de fórmulas revolucionarias para la obtención de información confidencial. Como es lógico, la digitalización ha sido uno de los canales de entrada más utilizados debido a su expansión. Entre las muchas alternativas, en Urban Tecno te hemos mostrado algunas disparatadas, entre las cuales queremos hacer especial mención a la de la bombilla.

Si esta te resultó interesante y, sobre todo, curiosa, hoy te traemos un nuevo método con el que se podría obtener datos de forma remota. Se trataría de la instalación de una cámara que permitiría, sin que nadie sospechase, contar con información comprometida. Por el momento, se trata de un proyecto que todavía está en fase de desarrollo, pero se encuentra bastante avanzado.

La Universidad de Washington ha sido el órgano encargado de la investigación

A primeras de cambio, ¿qué relación podría haber entre un escarabajo y tareas de espionaje? Para encontrar la respuesta, es necesario hacer mención especial al departamento de investigación de la Universidad de Washington. Allí, en el centro educativo, se ha conseguido instalar una cámara de muy pequeñas dimensiones sobre este insecto. ¿Imaginas la cantidad de imágenes que se pueden obtener?

Esta se ha convertido en una de las principales líneas de investigación del departamento debido a las múltiples implicaciones que podría tener el proyecto. Además, se puede realizar envío de las imágenes por bluetooth, por lo que sería una fuente de garantía de pruebas comprometidas. Ahora bien, ¿estamos ante una fuente de información con gran posibilidad de desarrollo en el futuro?

Veamos cuáles son las cualidades que ofrece este programa piloto, por qué estamos a punto de entrar en una nueva dimensión de la recopilación de datos y, además, qué debería ocurrir para disfrutar de esta tecnología a gran escala. Y tú, ¿alguna vez hubieses imaginado que un escarabajo podría llegar a transportar una cámara sobre su caparazón? He aquí las claves.

El escarabajo con cámara para labores de espionaje

El simple hecho de la instalación sobre un escarabajo no está relacionado con el propio fin de utilizarlo sobre este ser vivo. Sin embargo, este insecto dispone de las suficientes características físicas para poder desarrollar esta primera parte del programa. El verdadero objetivo es la creación de un robot que permita equipar este instrumental en labores de reconocimiento.

Por el momento, según se puede observar en las imágenes anteriores, únicamente es posible la obtención de imágenes en blanco y negro y con una escasa nitidez. La resolución de la filmación es de tan solo 160 x 120 píxeles y su retransmisión es entre uno y cinco fotogramas por segundo. Con estos datos, lo cierto es que apenas puede conseguirle información de utilidad.

La autonomía de esta diminuta cámara es, por el momento, muy baja

Lo anterior se ha conseguido con un equipo que dispone de un peso máximo de 248 miligramos, según se puede leer en el portal tecnológico New Atlas. Ahora bien, ¿qué se incluye en esta compacta cámara? A modo de obtener más perfiles de visión, se dispone de un brazo robótico de muy pequeñas dimensiones que está especialmente creado para girar la lente hasta un máximo de 60 grados en cada sentido.

En relación con la batería, pese a que se trata de una tecnología que gasta muy poca energía, su capacidad actual es de tan solo 90 minutos de grabación. Se espera que, debido a las múltiples soluciones en materia de innovación, se pueda conseguir un aumento notable de la autonomía. De hecho, será fundamental, ya que el mayor rendimiento de los componentes provocará un mayor consumo.

Un nuevo equipo para estudiar, además, el comportamiento de animales

No es nueva la técnica de análisis del comportamiento animal mediante elementos gráficos. Sin embargo, esto adquiere una mayor dimensión en el campo de los insectos. Poder entender el comportamiento de los seres vivos podrá servir para saber con más grado de detalle, cómo funciona un ecosistema determinado. Y bien, ¿cuáles serán los objetivos más próximos de esta tecnología?

La instalación de una cámara sobre un escarabajo abre la puerta a una nueva forma de entender el espionaje. Universidad de Washington

Se espera que a lo largo de los próximos meses se lleven a cabo proyectos relacionados con la interacción de estos ‘cyborgs’ en sus hábitats naturales. Debido a sus dimensiones y peso, se espera que pase desapercibida la inclusión de esta curiosa cámara respecto al resto de la colonia. Además, se seguirá con el programa de desarrollo de unidades robotizadas adicionales.

¿Cuándo podría aprovecharse la ventaja de la discreción de este programa para labores de espionaje? Para ello, habrá que esperar un tiempo todavía. De hecho, no se han conocido detalles sobre esta posible rama a explotar, pero todo indica que tarde o temprano salga a la palestra. ¿Crees que verás en alguna ocasión algún que otro insecto con cámaras incorporadas a su espalda?