Si el mundo del cine y las series de televisión vive afectado por un extraño fenómeno, denominado spoiler, ahora el mercado de los teléfonos móviles empiezan a entrar en dicho terreno, eliminando esos nervios, al menos en aquellos que nos dedicamos a informaros acerca de los nuevos terminales, previos a la presentación de uno de los grandes dispositivos del año. Google, incluso, ha sido partícipe de las filtraciones y rumores. Así que, con muy poco margen para el error, este será el futuro Google Pixel 4 XL.

Triple cámara y un frontal conocido

En cualquier otro caso, una filtración no daría demasiado para debatir en un artículo, pero siendo la fuente una de las personas más fiables en el mundo de la rumorología, Steve H.McFly, también conocido por su alias en Twitter @OnLeaks, dudo mucho que el modelo final diste demasiado del teléfono que puedes ver en el vídeo bajo estas líneas. Dos aspectos destacan de este terminal. Por una parte, por primera vez, Google incluiría una triple cámara en su parte trasera, en esa disposición que parece ser similar a la que portará el iPhone de este año.

El diseño parece que tendrá un estilo bastante similar a sus hermanos de años anteriores

Además, como segunda característica que podemos observar, no tendremos ningún tipo de ceja, agujero en pantalla o cámara motorizada en la parte frontal. Con un diseño bastante continuista, la compañía norteamericana parece que apostará por mantener sus líneas, con un borde superior, que personalmente me resulta bonito y una seña de identidad de los Pixel. El sensor de huellas, que no se encuentra en la parte posterior, podría ser implementado en la propia pantalla, como ya sucede en los teléfonos de última hornada de Samsung o One Plus. Aunque aún quedan meses para su presentación, parece que no tendremos demasiadas sorpresas el día de su puesta de largo. Es lo que tiene nacer en el año 2019, donde internet hace las veces de pregonero digital.