La teoría de que la Tierra en la que vivimos es plana cada vez es más convincente para sus defensores, que se apoyan en absurdas razones para ignorar la realidad. YouTube se ha convertido en el medio ideal para que muchos de estos creyentes extiendan sus argumentos, encontrando en esta plataforma a usuarios que no dudan ni un segundo de sus palabras.

El servicio de Google es consciente de este problema, por lo que ya afirmó que quería acabar con las teorías de conspiración. No lo ha conseguido de momento, y los vídeos de YouTube son ya una de las principales fuentes de información para aquellos que defienden vehemente que la Tierra no es redonda.

YouTube impulsa la teoría de la Tierra plana

Tal y como reporta The Guardian, un estudio realizado por la Universidad de Tecnología de Texas ha revelado que los vídeos de YouTube tenían una influencia importante en las palabras de los entrevistados durante varias conferencias que trataban el tema.

Las respuestas de 30 asistentes demostraron tener una similitud: todos menos uno de ellos se habían convencido de que la Tierra era plana después de ver vídeos de YouTube que así lo afirmaban. "La única persona que no dijo esto estaba allí con su hija y su yerno, que lo vieron en YouTube y se lo contaron", ha explicado Asheley Landrum, líder del estudio.

Los defensores de la teoría de la Tierra plana cada vez se apoyan más en vídeos de YouTube. Live Science

Landrum hace especial hincapié en el vídeo 200 proofs Earth is not a spinning ball (200 pruebas de que la Tierra no es una bola giratoria), que atrae especialmente a los espectadores al aportar razones aptas para diferentes modos de pensar, desde aquellos que creen en la Biblia hasta los que tienen una postura más científica.

Aunque está claro que YouTube tiene un papel fundamental en este asunto, que aún está lejos de controlar, la investigadora ha querido pedir también la colaboración de los científicos y otros expertos. "Necesitamos otros videos que digan por qué esas razones no son reales y que hay varias maneras en que puedes investigarlo por ti mismo", ha afirmado Landrum.

La líder del estudio es consciente de que esos vídeos no serán suficientes, ya que siempre habrá un pequeño porcentaje que no crea el punto de vista científico. Sin embargo, también defiende que la desinformación debe lucharse con mejor información.