El mundo está intentando cambiar hacia una sociedad más justa e igualitaria. El feminismo, uno de los movimientos más importantes en la actualidad, defiende la igualdad entre hombres y mujeres, algo inexistente por ahora. Para conseguir esto, es importante el apoyo de grandes compañías como Google contra el machismo, que defiende la diversidad pero no la practica.

Pese a la defensa que hace de ella, la diversidad sigue siendo el punto débil de Google

Esta última afirmación podría ser un tanto dura, pero es verdad, como comprobamos al investigar sobre la gran G. Tan solo hace falta entrar en el portal que Google dedica a la diversidad para conocer que, según datos de enero de 2017, tan solo el 31% de la plantilla está formada por mujeres. Esta cifra es mínima si tenemos en cuenta que la compañía inició nuevas medidas para contratar a más mujeres en 2012.

5 años no han sido suficientes para Google para acercarse a la igualdad de sexos. Lejos de conseguirlo, parece que la empresa de Alphabet cada vez se distancia más de la diversidad, protagonizando en varias ocasiones graves casos de machismo.

El sector tecnológico es uno de los peores para las mujeres. La desigualdad en los empleos de este tipo es notoria: porcentaje muy inferior de trabajadoras respecto a hombres, sueldos increíblemente inferiores… Un claro ejemplo de estas prácticas discriminatorias es Google, como comprobarás al conocer algunos de los conflictos de la compañía.

El visible machismo en Google

La creciente lucha a favor de la igualdad de sexos queda en evidencia que los gigantes tecnológicos no cuentan con esa modernidad de la que tanto alardean. Google, en concreto, ha sido protagonista de casos muy particulares en los que es evidente el trato discriminatorio hacia la mujer.

Si eres chica y has intentado buscar trabajo a través de Google, puede que hayas sufrido esta desigualdad. Como informa Xombit, unos estudios realizados revelaron que la empresa ofrecía a los hombres anuncios de trabajo con mejores sueldos que a las mujeres.

El machismo de Google está presente en aspectos en los que nunca habías pensado

Esto sucedió hace 2 años, cuando se conoció que el sistema de anuncios de Google no era igual para el género masculino que para el femenino. Puede que fuese tan solo un fallo del sistema, pero una empresa de la importancia de Google debería tener más cuidado en ese aspecto.

Otro de los ejemplos claros del machismo de Google es una de sus herramientas más populares, el traductor. Seguro que tú, como nosotros, recurres en algunas ocasiones a esta función para traducir de forma rápida y sencilla. Sin embargo, alguna de sus traducciones se han convertido en otra muestra machista más de la empresa.

Según el diario Público, si buscabas "man that you fear", la traducción que aparecía era "hombre al que temes". Por el contrario, si procedías a buscar "woman that you fear", el traductor variaba la respuesta, que era "mujer que teme". Este no es el único problema de Google Translate, que sufrió otro aún más grave.

El Traductor de Google, una de sus herramientas más usadas, ha sido acusado de machismo en varias ocasiones. Público

Como reporta el mismo medio, si buscabas "men are men and men have to clean" ("los hombres son hombres y los hombres deben limpiar"), el traductor de Google te sugería que querías buscar "hombres son hombres y las mujeres tienen que limpiar", una sugerencia que no tenía justificación alguna.

Google no tardó en arreglar estas traducciones, que ya no aparecen en caso de que quieras buscarlas. La modificación de esta herramienta es una de las medidas tomadas, junto a los nuevos emojis en apoyo a la igualdad de género lanzados en 2016, como informa Andro4all.

Todas estas medidas son un paso pequeñísimo hacia la diversidad, ya que el machismo sigue muy presente, lo que ha provocado una importante investigación por parte del Departamento de Trabajo de Estados Unidos. ¿Sabes a qué se ha debido?

Google, tienes un grave problema con los salarios

Google ha recibido graves acusaciones por parte del gobierno estadounidense

Ya hemos hablado del machismo de Google en herramientas como el traductor, pero este problema de la compañía se extiende a diferentes aspectos. Así lo ha afirmado el propio Departamento de Trabajo de Estados Unidos, que ha acusado a Google de "disparidades salariales sistemáticas contra la mujer en prácticamente todos los niveles de la plantilla".

El contratiempo para la compañía empezó en enero de este 2017, cuando el gobierno federal estadounidense le pidió a este departamento que realizase una investigación para conocer si en Google existía la desigualdad salarial. La respuesta, avanzada por The Guardian, fue rotunda y no dejó lugar a dudas.

Al hecho de contar con menos mujeres en la plantilla, la diversidad de Google quedaba gravemente en entredicho al pagarle menos a una mujer que realiza el mismo trabajo que un hombre. La cosa no se queda ahí, ya que el Departamento de Trabajo acusó a la compañía de ejercer una discriminación extrema contra las mujeres, como confirmó la representante Janet Harold:

La investigación aún no está completa, pero hasta ahora tenemos evidencia de discriminación significativa en contra de las mujeres, sobre todo en cargos en el cuartel general de Google.

Obviamente, Google no tardó en defenderse de esas graves acusaciones, afirmando que no había encontrado ninguna brecha salarial en los análisis que realiza todos los años. Sin embargo, y pese a las negación, el machismo de Google ya era algo asegurado. Este tema vuelve a estar candente después de una noticia muy reveladora que has podido conocer hace unos días.

La carta más polémica de Google

La compañía liderada por Sundar Pichai vuelve a estar en el centro de la polémica debido a una carta de uno de sus trabajadores. La exclusiva, revelada por Gizmodo, contenía un documento de 10 páginas escrito por James Damore, un ingeniero de la compañía que ha confirmado una postura machista con sus palabras:

Simplemente estoy afirmando que la distribución de las preferencias y habilidades de hombres y mujeres difieren en parte debido a causas biológicas y que estas diferencias pueden explicar por qué vemos menos representación femenina en puestos relacionados con la tecnología y el liderazgo.

Esta carta ha provocado numerosas críticas hacia Google en las redes sociales, en las que se ha acusado a la empresa de no actuar contra el machismo que impregna el sector tecnológico. Ante tal situación, la gran G ha decidido despedir a Damore, que defendía que las mujeres estaban menos capacitadas que los hombres para trabajar en empleos del sector.

El pasado lunes, 7 de agosto, Google anunciaba el despido de James Damore, algo que no sentó nada bien al ya exempleado. Según informa El País, el trabajador va a demandar a la empresa, ya que considera que su despido no se ajusta a la ley. Así, piensa defender ante el juez que sus palabras en contra de las políticas de promoción y captación de mujeres fueron un acto de libertad de expresión.

Google sigue protagonizando graves polémicas machistas, incapaz de conquistar la diversidad que defiende. Business Insider

Google debe tomar nuevas y mejores medidas

El machismo y el sexismo vuelven a ser problemas para Google, que ahora se tendrá que enfrentar a su antiguo empleado en los juzgados. La compañía debe superar unas barreras que aún son muy altas, como afirma la propia Susan Wojcicki, CEO de la unidad de Google YouTube, según informa Mundiario.

Está claro que Google debe emplear todos los medios que estén en su mano para tener realmente la diversidad de la que tanto habla. Esto no debe ser difícil para una de las compañías tecnológicas más importantes del mundo, con miles de millones de dólares de ingresos que facilitan su apuesta por una empresa más igualitaria y diversa.

Google, debes cambiar el rumbo y tomar nuevas y mejores medidas, y debes hacerlo ya. El mundo está cambiando a mejor y tú debes progresar a la vez.