El coche eléctrico está siendo el protagonista en el mercado de la automoción. Este año parece ser el que verdaderamente ha cambiado las reglas del juego. Al parecer, el coche de combustión interna está viendo cómo su momento de mayor madurez es ya una realidad, dejando paso a un mayor número de inversiones en materia sostenible.

En este sentido, las baterías y motores eléctricos son los que están acaparando todos los medios. Algunas compañías como Tesla o NIO, están provocando que cada vez exista un mayor número de usuarios que se interesen por estas alternativas. Ahora bien, ¿qué otro fenómeno está yendo de la mano de la revolución que está teniendo lugar? Sin duda alguna, la llegada de soluciones digitales.

La actualización vía OTA es una ventaja competitiva de compañías como Tesla

En este sentido, Tesla fue la primera compañía que decidió apostar por el desarrollo de una solución que sería capaz de actualizarse vía over the air (OTA). Esto se ha convertido en una ventaja competitiva para la marca al poder mejorar la calidad de los servicios a medida que el software se ha ido adaptando a las necesidades de los propietarios.

Pese a que en el pasado ha sido objeto de debate el uso de esta fórmula por la posibilidad de hackear el sistema, lo cierto es que se ha posicionado como una alternativa con un gran potencial. Aun así, todavía se trata de una innovación que requiere la configuración de mejoras. ¿Por qué? El mejor ejemplo que explica esta situación nos llega desde China. Allí, NIO ha sido noticia por ello.

Al parecer, según se puede leer en el portal South China Morning Post, una unidad del ES8 ha ocasionado un atasco multitudinario debido a una inoportuna actualización del software. Veamos qué ha ocurrido y qué explicaciones ha dado la compañía al respecto.

Un problema digno de una startup que podría no servir de excusa

NIO apenas lleva compitiendo unos pocos años en el mercado de la automoción. De hecho, hace un tiempo se posicionó como una de las empresas con mejor posición para competir directamente contra Tesla en mercados como el asiático. Aun así, la inexperiencia en el sector les ha jugado una mala pasada. Una actualización en mitad de una retención provocó que quedase inutilizable durante una hora.

NIO se ha convertido en una de las compañías más prósperas en movilidad eléctrica. Behance

Todo ello ocurrió en la avenida Changan, una de las vías más céntricas de Pekín, la capital china. Allí, a tan solo unos metros donde se reúne la cúpula del Gobierno del país, una unidad del ES8 de NIO decidió interrumpir su marcha de forma unilateral. Las primeras informaciones hablan de que el conductor, mientras estaba detenido, decidió actualizar el software de su vehículo.

Esta unidad del NIO ES8 estuvo inoperable durante una hora en mitad de la vía

Bastaron unos pocos segundos para darse cuenta de que había algo que no iba bien. Todos los comandos del SUV dejaron de funcionar durante el periodo de la actualización del sistema operativo. Nada más y nada menos que esto tuvo lugar durante un total de una hora de reloj. ¿Imaginas el tráfico que provocó esta anécdota?

Como es lógico, pronto llegó a oídos de la compañía el hecho que había tenido lugar en una de las principales arterias de la capital. Este es el mejor ejemplo que demuestra cómo el proceso para digitalizar los servicios del coche todavía requiere la realización de mejoras continuas. ¿Qué explicaciones ha ofrecido la compañía al respecto?

Un fallo que podría salir caro a la reputación de la compañía

NIO, la cual está creciendo en términos exponenciales, ha visto cómo la inclusión de las últimas tecnologías podría haberse vuelto en su contra. Este tipo de episodios podría tener consecuencias directas en sus ventas durante los próximos meses. Por ello, ha querido asimilar y aceptar las críticas y mostrar su compromiso para que esta situación no vuelva a repetirse.

NIO ha desarrollado estaciones de intercambio de baterías en apenas unos minutos. Car in my life

La firma ha asegurado que ya está trabajando para que las actualizaciones sucesivas no puedan comprometer al público de ahora en adelante. A estos efectos, es importante recordar cómo esta compañía se ha convertido en una de las principales firmas del sector en materia eléctrica. NIO, sin duda, es sinónimo de sustitución de baterías.

La sustitución de baterías de NIO podría tener un gran desarrollo en el mercado

Esta firma se ha convertido en una de las primeras marcas que ha apostado por la creación de unas estaciones para cambiar conjuntos de baterías de ion litio completamente vacíos por otros con autonomía completa. El desarrollo de cada vehículo está preparado para la realización de esta sustitución, para lo cual se establece un procedimiento puramente automatizado.

No obstante, no hay que olvidar que la firma está inmersa en una fase de crecimiento y estandarización. La disposición de estos problemas, no obstante, podría producir, no obstante, un estandamiento en plena fase de expansión. Veremos si en los próximos meses se mantiene la senda que venía mostrando estos últimos meses o si, por el contrario, este evento les penaliza.