Los coches eléctricos son menos divertidos que los tradicionales. Los de combustión interna parecen tener más vida. Subir de revoluciones, notar cómo se engrana una nueva marcha (ya sea automático o manual) o cómo notar el ruido del motor girando a más vueltas son algunas de las causas que nos hacen adorar esta tecnología.

Sin embargo, sabemos que hacen mucho daño al medioambiente, por lo que somos conscientes de que deben ser retirados. Tarde o temprano sucumbirás, si quieres seguir disfrutando de tener tu propio coche, a lo eléctrico. Te comprarás uno y pensarás, ¿por qué he renunciado a mi afición por la conducción?

Los coches eléctricos están demonizados por muchos consumidores

Es broma. Simplemente es una cuestión de adaptación. ¿Por qué no podemos ensalzar algunas de las características que nos enamoran de los electrodomésticos, queremos decir, de los coches eléctricos?

No son pocas las facultades. El ejemplo más claro, en cuanto a sensaciones, nos las ofrece la capacidad de aceleración. Se dispone de la máxima potencia desde el inicio y no se ve interrumpida hasta alcanzar la velocidad máxima. ¿Se producen algunas marchas encubiertas? No, no tiene ninguna extra.

Así pues, a continuación te explicamos a qué se debe esto y por qué es tan homogénea la aceleración sin tirones.

Con pisar a fondo notarás que solamente tiene una marcha

Seguro que has podido comprobar cómo desde hace un lustro, algunos propietarios de un Tesla realizan todo tipo de aceleraciones desde parado. El sistema Ludicrous, el cual puedes ver cómo actúa en el vídeo de a continuación y absurdo para el propio Elon Musk, desata toda la potencia de las versiones Performance de sus Model S y Model X.

Se genera tanto par durante toda la aceleración que hace que no haya un solo respiro en el 0 a 100 km/h. Esto es así porque no se produce transición entre marchas. El Tesla Roadster, el primer modelo producido por la firma norteamericana, sí que poseía un sistema de 2 velocidades.

Sin embargo, tal y como se puede leer en Motorpasión, tuvo que renunciar a esta innovación, ya que se contabilizaron problemas de fiabilidad en algunas unidades.

Que no existan transiciones entre una y otra marcha es una de las causas que hace del coche eléctrico la pura eficiencia en las carreras de aceleración. Ahora bien, ¿por qué no podría ser eficiente un sistema con varias relaciones? El debate sobre la transmisión manual ya lo hablamos recientemente. ¿Ni tan siquiera un sistema automático?

Por qué el coche eléctrico requiere una única marcha

Simbólicamente, es muy parecido al cambio automático. Únicamente existe una diferencia notable; en la conducción eléctrica no se aprecia subida de marcha. ¿Por qué?

El Nissan LEAF posee un cambio automático con un selector futurista. Autocosmos.com

En los motores tradicionales, tal y como se puede leer en upost.info, se precisan las relaciones para poder reducir o incrementar el número de revoluciones. En cambio, un motor eléctrico es capaz de rendir eficientemente desde el momento en que comienza a girar, es decir, momento en que se pisa el acelerador.

Esto provoca que no se necesite adecuar el régimen de vueltas más propicio para entregar toda la potencia. Precisamente por este motivo, un motor de combustión, en los datos técnicos, indica el intervalo de revoluciones por minuto (rpm) en el que se consigue disponer de toda la fuerza.

De hecho, tal y como se puede leer en GIZMODO, las motorizaciones eléctricas aplicadas en la automoción son capaces de girar hasta a 12.000 rpm, yendo algunas a rozar las 20.000 rpm. En cambio, los motores de combustión interna pueden superar las 8.000 rpm.

Qué conclusiones podemos extraer de todo ello

Con el tiempo, nos vamos a ir habituando a ver cómo el mercado eléctrico va apoderándose de la conducción tradicional que todos conocemos hoy en día. Aún queda mucho tiempo para que ello ocurra, pero todo podría precipitarse si compañías como Tesla impulsan y tiran del carro con un producto que dispone de muchas ventajas.

Quizás, el problema reside en la falta de visibilidad que le damos a todos los aspectos positivos de la tecnología que llega. ¿Tenías conocimiento de imágenes como las que se pueden observar en el artículo? Estamos hablando de la posibilidad de sentir 760 CV al instante. ¿Qué más se puede pedir?

¿Pierde cualidades el coche eléctrico frente al tradicional? Los más puristas, conocidos también como petrolheads, serán los últimos en aceptar la derrota de los propulsores de combustión interna, pero nada más subirse a un coche de estas características, se olvidarán de haber conducido un coche manual o automático de los actuales.

El mercado eléctrico reducirá márgenes de venta al tradicional

La eficiencia que ofrece la tecnología que está llegando a cuentagotas acabará destronando los actuales motores contaminantes. La disrupción que está a punto de producirse, sin embargo, servirá para ver cómo otras alternativas podrían haber triunfado en el mercado desde hace alguna que otra década.

Si no lo crees, ¿por qué destruyó General Motors su increíble EV1? Puede que debamos preguntarnos por qué aún no disponemos de estos coches en nuestras plazas de garaje.