Hoy es uno de esos días en los que los conocidos como haters se regocijan en relación a la noticia que comanda cualquier portal relacionado con el coche eléctrico. Sí, Tesla ha presentado resultados y, tal y como cabría esperar, no son, ni mucho menos, positivos sobre el papel. Ahora bien, ¿por qué no deberían ser tan preocupantes estos datos?

La firma de Palo Alto nos tiene acostumbrados a su idílica relación con las pérdidas. Es una constante en la compañía, la cual apenas ha sido rentable en muy pocas ocasiones. La compañía de coches eléctricos más puntera del mercado no obtiene ganancias, ¿se le está acabando el crédito a Elon Musk y su equipo?

En los próximos meses Elon Musk podría ser cesado de su puesto como CEO

Es importante destacar que solo hace unos días desde que se sabe que podría ser cesado el próximo mes de junio en la reunión que se celebra anualmente en la compañía. Todavía es pronto para saber qué recorrido tendría esta proposición, pero todo hace pensar que no prosperará.

La inestabilidad de estas últimas semanas se debe, principalmente, a la producción y entregas del Model 3, el modelo que más desafíos ha provocado en el seno de la firma. Tesla dio un paso fundamental al convertirse en un fabricante con opciones que encajan con el mercado generalista, algo que no deja de poner muy en riesgo la sostenibilidad de la empresa.

¿Qué datos son los que podemos destacar de los resultados del primer trimestre de la compañía? La compañía de Palo Alto, tal y como se puede leer en Electrek, ha mostrado diversas luces y sombras que hace que no podamos inclinarnos en una única dirección sobre su competitividad en el medio plazo. ¿Está quemando Tesla demasiado dinero o estos movimientos le reportarán beneficios?

El vaso medio lleno o medio vacío, he aquí la cuestión

La decisión ofrecida por los mercados no ha permitido que podamos valorar cómo les ha sentado a los accionistas los datos financieros oficiales del primer trimestre. La noticia provocó una un incremento de la cotización de hasta el 5%, pero al finalizar la sesión bursátil el valor de la acción apenas experimentó un crecimiento plano.

En términos financieros, Tesla no para de quemar dinero a costa del incremento de producción del Model 3. Libre mercado

Y es aquí donde debemos hacernos la pregunta del millón, ¿están los accionistas satisfechos con los volúmenes manejados por Tesla? La compañía es una de las que mejor ha sabido encajar los resultados negativos de un trimestre. Esto solamente puede traducirse en una confianza fuerte entre los inversores con títulos de la firma.

El primer trimestre del año ha arrojado unas pérdidas por valor de 654 millones de €

Los resultados del primer trimestre del año en Tesla reflejan unas pérdidas de 784 millones de dólares, es decir, algo más de 650 millones de euros. Estas cifras, no obstante, se deben a la inversión que está realizando la compañía en la producción del Model 3, la cual ha experimentado un crecimiento exponencial en las últimas semanas.

La bola de nieve parece estar haciéndose cada vez más grande, por lo que el tiempo será el que determine si el modelo de negocio de la marca es viable en el medio plazo. Por el momento, ya se ha podido confirmar que Tesla ha finalizado el año con unas pérdidas que ya doblan a las del mismo periodo de 2017, un dato que refleja lo que está suponiendo el Model 3 en términos de coste.

Unos datos que reflejan un sentimiento esperanzador

Hasta ahora, lo que has leído es posible que te haya asustado un poco. No obstante, el inversor parece ser que ha preferido guiarse por el volumen de ingresos ofrecido en este primer trimestre. El volumen de ingresos total ha sido de 3.408 millones de dólares, es decir, 2.846 millones de euros al cambio actual.

El Tesla Model 3 experimentará un crecimiento sustancial de aquí a las próximas semanas. Gear Patrol

Este dato debe ser comparado para que podamos analizar qué es lo que está produciéndose en Tesla. Este mayor nivel de ingresos se traduce en un 26,4% de incremento respecto al mismo nivel del año pasado, debido principalmente a las entregas del Model 3, el principal baluarte de la movilidad alternativa en el mundo.

Llegado a este punto, es importante tener en cuenta que Tesla, a través de su CEO Elon Musk, dejó entrever que el tercer trimestre la compañía volvería a la senda de beneficios, algo que estará especialmente cimentado en el nivel de producción del Model 3 durante este segundo trimestre.

Tesla deberá producir 5.000 unidades semanales del Model 3 para finales de junio

La firma de Palo Alto tiene su principal prueba de fuego el próximo 30 de junio. Para el segundo trimestre del año, la compañía se ha fijado como objetivo producir hasta 5.000 unidades semanales solamente del sedán de acceso a la marca, unos números que, a día de hoy, se antojan un tanto optimistas.

Y tú, ¿crees que los últimos cortes de la cadena de producción se deben a un crecimiento desproporcional del nivel de producción? Gran parte del prestigio de la marca se juega en apenas 2 meses, por lo que el auténtico ‘Infierno de la producción‘, que es como así lo calificó Elon Musk, está próximo a producirse.