YouTube es ya una de las grandes plataformas audiovisual en la tecnología actual. Aunque el consumo de cada persona pueda ser mayor o menor, todos hemos utilizado este servicio de Google alguna vez en nuestras vidas.

Esta herramienta se ha convertido también en una importante fuente de ingresos, por lo que cada vez son más personas las que deciden subir sus propios vídeos a YouTube. Por ello, la compañía ya prepara un ejército de trabajadores para controlar el contenido con el que cuenta la plataforma.

Nickolas Green está a muy pocos seguidores de convertirse en un auténtico "influencer"

Y es que cuando decimos que cualquier persona puede subir vídeos, es que absolutamente cualquiera puede hacerlo. Esto provoca ver contenido altamente extraño en el servicio, hasta gente que consume por propia voluntad detergente para las lavadores. Ante tal moda, YouTube ya tiene la solución para acabar con estos peligrosos actos.

Pero no todo es tan malo en la plataforma, aún hay "youtubers" que se ganan nuestro cariño con el contenido que crean y suben a la red. El mejor ejemplo es Nickolas Green, un joven estadounidense que ha enamorado a Internet por su ilusión y esfuerzo.

Una acampada invernal como celebración

Pongámonos en situación antes de conocer qué ha pasado con este joven. Tenemos que conocer a Nickolas Green, un chico de Estados Unidos que comenzó su canal de YouTube con toda la ilusión del mundo. Sin embargo, alcanzar el éxito no es nada fácil y Green ha podido comprobarlo.

Los suscriptores no subían como este joven deseaba, pese a que el youtuber publicaba bastantes vídeos. La asiduidad no era suficiente para llamar la atención de miles de usuarios. Un día, sin saber las posibles consecuencias, Nickolas Green dio con la clave. Centremos la atención en "Nickolas Green Outdoors", nombre del canal.

El día 1 de enero de 2018, este chico decidió celebrar un logro especial de su canal: había alcanzado los 70 suscriptores. Esto era algo habitual para él, que ya había celebrado con un acto especial los 25 seguidores. Para la nueva celebración preparó algo peculiar: pasar la noche a la intemperie en medio de una tormenta de nieve.

Green tuvo que hacer frente a todo tipo de dificultades para grabar este vídeo, aunque se encontraba en el patio de su casa. Tal y como explica en la descripción del vídeo, como mínimo merece un "me gusta", ya que verdaderamente hacía frío en la tienda de campaña.

Lo que Nickolas Green no esperaba era que no solo iba a recibir un "like", sino que Internet se volcaría con la causa y su vídeo se convertiría en viral en tan solo unos días. ¿El culpable de toda su fama? Este hilo de Reddit.

De 70 a miles de suscriptores en horas

"Niño hace un vídeo entrañable de su primera vez acampando solo en una tormenta de nieve para celebrar los 70 suscriptores" es el nombre del hilo tan popular de Reddit. Alrededor de 3.500 comentarios se acumulan ya en una página con apenas más de dos semanas de existencia.

El vídeo de celebración del youtuber tardó muy poco en circular por la red, lo que significó un crecimiento increíble de su número de visitas. Actualmente, la aventura en solitario de Green acumula más de millón y medio de visualizaciones.

Los espectadores no decepcionaron a Nickolas, que ya disfruta de más de 79 mil suscriptores en su canal. La fama no ha cambiado a este adorable joven, que ha querido celebrar la llegada a los 20.000 suscriptores con un vídeo de 30 minutos dedicado a los fuegos artificiales. Puedes verlo a continuación, aunque ya te advertimos de que no es tan adorable como su gran éxito:

El cariño hacia Nickolas ha sido enorme en Internet, como demuestra el hilo de Reddit. La mayoría de comentarios hacen referencia a la amabilidad e ilusión que demuestra con su vídeo, que realizó para celebrar sus apenas 70 seguidores.

Nickolas Green es el claro ejemplo de que hay que amar lo que haces, aunque el trabajo no sea reconocido o no tenga éxito inmediato en YouTube. Este youtuber disfruta con sus acampadas, sus trampas para animales y sus conocimientos básicos sobre caza y pesca y eso queda demostrado en cada publicación.

Aunque no se alejó mucho de su casa, Green vivió toda una aventura con complicaciones

Aún no estamos en condiciones de afirmar que Nickolas Green es lo que hoy en día se denomina como "influencer", ya que su canal de YouTube se encuentra, por ahora, en los 79 mil suscriptores. Sin embargo, este joven ya ha recibido su primera carta de un fan, por lo que apunta maneras.

La fascinación de Green por el cariño que está recibiendo hace que le perdonemos incluso que durante su acampada invernal entrase en casa para darse una ducha calentita. Ni esa acción puede empañar el peculiar trabajo realizado por nuestro nuevo creador de contenido favorito. ¡Que aprendan otros youtubers!