Es imposible escapar de la actualidad de los rumores y las filtraciones en internet. A pesar de que las empresas, entiendo que ponen su mayor empeño en ello, intenten que nadie pueda sacar fotografías a prototipos y versiones preliminares de nuevos dispositivos, la realidad es que ocurre en todos los terminales que tendrán cierto renombre cuando salgan a la luz en sus presentaciones. Google, como no podía ser de otra manera, también contribuye a la oleada de rumores con más filtraciones de las que les gustaría.

Google Pixel 4a o la marcha atrás

Recientemente, gracias a la información que hemos podido obtener del perfil de Twitter del usuario TechDroider, hemos conocido nuevos detalles, gracias a fotografías que no habíamos visto hasta la fecha. Tres son las imágenes que podemos ver en su cuenta, cuyo tuit te dejo bajo estas líneas, y seguimos observando el sensor de huellas en la parte trasera, antiguo donde los haya, un módulo de cámara exagerado, para lo que parece ser un único sensor, y un agujero en la pantalla delantera, tal y como ya os habíamos avanzado en un anterior artículo.

Google no parece confiar en sus posibilidades con este dispositivo

Además, parece que los compañeros de XDA-Developers habrían desvelado el nombre en clave de este dispositivo, Sunfish, y algunas de sus futuras especificaciones. Por una parte, parece que el terminal de Google podría optar por incorporar el chip Snapdragon 730, lo que nos llevaría a relacionar este chip con la imposibilidad de que el teléfono porte capacidad de conexión a una red 5G. La conexión de 3’5 milímetros para auriculares, puerto de carga USB Tipo C y una pantalla en torno a las 5’8 pulgadas serían el resto de especificaciones que podría traer el siguiente terminal asequible de la firma norteamericana. Aún así, se quedará muy lejos de sus rivales chinos en la gama media-baja.