Tesla está sufriendo múltiples ataques en relación con los propósitos que se ha marcado en relación con la movilidad sostenible. En un comienzo fue su idea sobre el coche eléctrico. Desde hace unos años, no obstante, las acusaciones se han centrado particularmente en su concepción sobre la conducción autónoma. ¿En qué punto se encuentra actualmente esta tecnología?

El sistema Autopilot, que es así como lo define Tesla, ha apostado por el empleo masivo de cámaras perimetrales. Situadas en todos los ángulos posibles del vehículo, envían información a la centralita constantemente con el objetivo de enviar las órdenes a la dirección, al motor eléctrico y a los frenos. Dado que estamos ante una inteligencia artificial, su consumo ha permitido mejorar la innovación.

La conducción autónoma que propone Tesla difiere de la de otros fabricantes

En la actualidad, esta alternativa de conducción asistida continúa disfrutando de un Nivel 2. En este sentido, sigue posicionada en este escalón debido, principalmente, a las limitaciones legales que supondría ofrecer tecnología de Nivel 3. Aun así, ¿cómo es capaz de asimilar la información el sistema en tiempo real y tomar decisiones in situ?

Para entenderlo, lo más recomendable es tomar un vídeo de referencia y partir de esta premisa, tal y como se puede leer en InsideEVs. Aprovechando la publicación de un vídeo muy intuitivo, grabado y editado por los usuarios
Pranav Kodali y DamianXVI, es posible explicar, con una mayor intuición, cómo funciona esta innovación.

Además, cabe destacar a estos efectos, que Tesla potenciará esta tecnología a lo largo de 2019, convirtiéndose así en uno de los pocos fabricantes en poner a disposición del mercado un producto con grandes cualidades autónomas. Veamos, por tanto, cómo este sistema de movilidad autónoma marcará un antes y un después en la industria.

Así funciona el Autopilot desde el punto de vista de sus cámaras

En la actualidad, existen 2 líneas de acción en el desarrollo de la tecnología autónoma. Por un lado, algunas compañías han intensificado sus estudios en torno al uso de los radares LiDAR. Esta alternativa no ha sido barajada por Tesla, la cual ha mostrado predilección por el uso de cámaras y la posterior gestión de las imágenes a través de una centralita.

Tal y como se puede apreciar en las imágenes anteriores, todas las cámaras, en la actualidad, operan con el objetivo de incrementar la información disponible al sistema Autopilot. Estas imágenes son procesadas al momento con el propósito de contribuir a una mejora en la ejecución de acciones. De esta forma, se procederá a la decisión más segura para el usuario.

El coche autónomo llegará a ser más seguro que el conducido por una persona

A lo largo del vídeo se puede observar cómo este sistema de conducción autónoma en desarrollo trabaja constantemente trazando la línea que separa ambos sentidos o analizando los vehículos que circulan alrededor del automóvil. Gracias a ello, la toma de decisiones se hace mucho más efectiva, hasta el punto de llegar, algún día, a ser más seguro que la propia conducción del ser humano.

Estas imágenes, además, están grabadas en una carretera de doble sentido de montaña. En condiciones normales, esta opción podría estar encuadrada como un punto peligroso por la orografía del terreno. Su filmación se corresponde, de hecho, con una ubicación muy destacada en Estados Unidos, la Deals Gap. Este es un paso de montaña a lo largo de la línea del estado de Carolina del Norte-Tennessee.

La versión 9 del Autopilot ya muestra sus mejoras

Tesla, el fabricante que más actualiza el software de sus automóviles, comercializó sus alternativas sin contar con algunas funciones activadas. El mejor ejemplo de ello era el sistema de cámaras que estaba presente en el marco de las puertas. Tras una actualización, la centralita de la empresa comenzó a obtener la información proporcionada por ambas.

El sistema Autopilot de Tesla es uno de los más avanzamos en movilidad sostenible. InsideEVs

Esto nos lleva a plantearnos si los actuales automóviles que salen de Freemont podrán incorporar las soluciones que estén relacionadas con el Autopilot en los próximos meses. La inclusión de estos paquetes están disponibles tras el pago de un pack posterior a la adquisición del vehículo. No obstante, la eliminación de la solución Capacidad de Conducción Autónoma Total ha puesto en un compromiso la viabilidad de este proyecto.

La última versión del Autopilot ha mejorado su capacidad autónoma

¿Nos está vendiendo Tesla una propuesta idealizada muy difícil de cumplir? EL fabricante de Palo Alto, hace unos años, destacó que para estas fechas su sistema de conducción autónoma completo sería una realidad. En la actualidad, pese a los múltiples avances que ha incorporado la versión 9, se puede constatar cómo todavía queda mucho camino por recorrer.

Habrá que esperar todavía unos meses para conocer a fondo cómo se producirá la transición hacia la movilidad autónoma. ¿Llegará el día en el que el conductor convencional tenga prohibida la propia acción de conducir? ¿Qué prioridad tendrán los sistemas de conducción autónoma al salvar a unos u otros usuarios en un hipotético accidente? Muchas cuestiones quedan por resolver aún.