Los coches autónomos poblarán las ciudades y carreteras de medio mundo en el largo plazo. Suena utópico, pero es probable que dentro de unos años ni siquiera podamos ponernos al volante. Todavía queda mucho para ello, de acuerdo, pero también es cierto que ya existen flotas de coches autónomos capaces de sustituirnos en la función de conductor.

Existen muchas compañías dispuestas a invertir miles de millones de dólares con tal de conseguir ser un referente en esta innovación. Encontrar un software que sea capaz de asimilar la información en milésimas de segundo, que le sirva para acometer una decisión, será posible en un tiempo.

Son muchas las firmas tecnológicas que han basado su ventaja competitiva en la autonomía

Algunas de las compañías más grandes en términos tecnológicos, están diseñando planes de acción y proyectos para dar con una solución que nos acerque a esta innovación. Una de ellas es Waymo, filial de Alphabet destinada a este propósito. Hace un tiempo te mostramos los motivos que nos habían llevado a determinar que está en la cabeza por encontrar la fórmula perfecta.

La última causa que nos ha llevado a enfatizar esta posición viene detallada a continuación. El último paso que justifica este privilegio viene dado por la inclusión de un acuerdo firmado con el grupo automovilístico Fiat Chrysler Automobiles.

Al parecer, tal y como se puede leer en Electrek, el fabricante ha logrado acordar una futura venta de miles de unidades del Pacifica Hybrid que incluyan *la tecnología desarrollada por Waymo. ¿Qué hay detrás de este extraño contrato y por qué se fabricarán miles? El sector del taxi podría verse afectado por esta medida.

Chrysler Pacifica Hybrid, una predilección para Waymo

Antes de preguntarnos por qué se ha elegido este modelo concreto, es importante destacar en qué situación se encuentra en este momento la división de Alphabet en torno al coche autónomo. Según se ha podido saber gracias al citado medio, la plantilla actual de unidades autónomas de Waymo estaría formada por un total de unos 600 vehículos.

El Chrysler Pacifica Hybrid es uno de los modelos más utilizados por Waymo, la filial de Alphabet que está en busca del coche autónomo. Digital Trends

Este nuevo proyecto podría impulsar el número de unidades previstas para final de año, más aún tras conocer el acuerdo entre el holding FCA y la subsidiaria de Alphabet. En solamente unos meses, si los plazos son cumplidos por ambas partes, deberían haber varios miles de vehículos con capacidad para funcionar de forma remota.

Ahora bien, ¿por qué deberían ser capaces ambas compañías si se supone que Waymo solamente debería realizar el pedido y Chrysler, en este caso, ejecutarlo? El motivo no es otro que, debido a la colaboración de Waymo, las unidades del Pacifica Hybrid contarán con la la solución autónoma adecuada por los medios operativos de la empresa de Mountain View.

Tanto Sergio Marchionne, máximo mandatario del grupo FCA, como fuentes internas de Waymo, han alabado la consecución de este proyecto de colaboración, el cual podría significar la mayor flota de coches autónomos jamás fabricada. ¿Cómo ha valorado el presidente del holding automovilístico la firma de este contrato?

Para innovar de manera rápida y eficiente en la conducción autónoma, es esencial asociarse con líderes tecnológicos afines. Nuestra colaboración con Waymo continúa creciendo y fortaleciéndose; esto representa la última señal de nuestro compromiso con esta tecnología.

Este nuevo paso integrador significa un antes y un después en relación con la revolución que podría producirse en los próximos años de manos de este tipo de compañías.

Un nuevo encontronazo con el sector del taxi se acerca

La autonomía de los automóviles de los próximos años podría provocar nuevas protestas en el sector del taxi. Esta vez, la propia tecnología sería el factor desencadenante que podría poner en peligro la viabilidad del sistema actual. Al parecer, Waymo podría estar pensando en rentabilidad su sistema de conducción autónoma mediante una flota que podría operar este mismo año.

La adquisición de varios miles de automóviles autónomos podría tener consecuencia directa sobre el empleo y la economía. Tal y como se puede leer en el portal CNET, esta nueva flota podría ser creada para estandarizar un servicio de transporte similar al de Uber, pero con una ventaja competitiva mayor, ya que no se requeriría conductor.

Hasta un total de 25 ciudades solamente en Estados Unidos podrían verse perjudicadas o beneficiadas, según el punto de vista desde el que se quiera mirar, por esta posible nueva competencia. En este sentido, Waymo comenzaría, de este modo, a rentabilizar un proyecto que apenas ha reportado ingresos desde que comenzó la investigación en torno a la conducción autónoma.

No se conoce cómo podría funcionar el servicio, pero todo hace pensar que esta nueva fórmula podría desencadenar las mismas polémicas suscitadas por los servicios de otras aplicaciones móviles en referencia al transporte privado de personas.